Independiente-San Lorenzo: el Ciclón ganó un gran clásico de visitante y sigue siendo escolta