Octavos de final de la Champions League: Álvaro Arbeloa se encomendó a Xabi Alonso... pero todo terminó con los cruces más difíciles para los españoles