Pellegrini cree en el paso a paso

Fiel a su estilo, el técnico evitó hablar de Boca en un hipotético cruce por las semifinales de la Libertadores
(0)
17 de mayo de 2003  

A pesar del resonante triunfo por 2 a 1 ante Corinthians, por los octavos de final de la Copa Libertadores, el técnico de River, Manuel Pellegrini, prefirió la cautela. Las especulaciones enseguida se dejaron tentar ante un eventual cruce con Boca en las semifinales del torneo continental, pero el entrenador huyó del terreno hipotético. "El que piensa más allá se tropieza fácilmente. Nosotros queremos pasar a América de Cali. Después veremos quién nos toca", alertó el entrenador luego de la práctica de ayer en el predio que el club de Núñez tiene en Ezeiza.

Alrededor de la producción boquense ante Paysandú giraron las preguntas. Pero Pellegrini no abandonó su habitual estilo moderado. "No vi el partido de Boca. No me sorprendió la clasificación de Boca, pero sí la cantidad de goles. Tampoco comparo los triunfos nuestros con los de ellos. Ni me corresponde tampoco. Sólo analizo a mi equipo. Con Boca estamos obligados a jugar dentro de 15 días -en referencia al compromiso del 1° de junio por el torneo Clausura, en la Bombonera-. Pensamos en América. Mientras no pasemos la etapa de cuartos de final no pensaremos en el rival que nos podría tocar en las semifinales".

De todos modos, el entrenador chileno sí reconoció que el conjunto de Núñez siempre es candidato en todos los campeonatos que disputa. "River, por tradición, es candidato a ganar la Copa Libertadores de América. Lo importante es que futbolísticamente el equipo está en condiciones de seguir avanzando en el certamen. Tenemos un rival difícil como América, y en la medida en que repitamos lo que venimos haciendo, vamos a superarlo. Estamos en un buen momento, pero hay que prolongarlo. Estamos en la recta final de los dos campeonatos y no podemos mirar hacia atrás", afirmó.

Y por último, se mostró muy conforme con el trabajo desarrollado. "A través del tiempo hemos ido progresando. Ahora, en los entrenamientos uno corrige poco. Lo importante es mantener lo bueno que se hace. A medida que pasa el tiempo vamos desarrollando mejor los movimientos. El miércoles dimos una demostración futbolística, física y mental de lo que es River en este momento. Esto es producto del trabajo que venimos haciendo hace diez meses. Creo que hay un grupo compenetrado en lo que se hace. Ojalá se den los resultados", concluyó el ingeniero.

Sin descanso

El trabajo de River no se detendrá durante el fin de semana. Hoy y mañana volverá a entrenarse por la mañana, en Ezeiza. Claudio Husain, expulsado en el partido de ida ante Corinthians, reaparecerá el martes próximo, en el Monumental, cuando el equipo reciba a América de Cali.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.