Por qué los europeos no se sienten cómodos en el Mundial Brasil 2014

Fuente: LA NACION - Crédito: Sebastián Rodeiro
Opiniones y sensaciones del flujo papel de algunas grandes selecciones por la Copa del Mundo
Jeremías Prevosti
(0)
25 de junio de 2014  • 08:26

RÍO DE JANEIRO (De un enviado especial).- ¿Qué les pasa? Las selecciones europeas están dejando una huella sobre tierras brasileñas. No, definitivamente no por el buen rendimiento, sino por haberse convertido en las grandes decepciones del Mundial Brasil 2014. Primero, el campeón vigente España y la siempre prometedora Inglaterra. Ahora, la histórica selección de Italia. La primera rueda pasó como un viento arrollador sobre las potencias del viejo continente, aunque con las excepciones correspondientes, claro está.

Resulta imposible poder atribuirle esta cuestión a un solo factor. Didier Deschamps, el técnico de la selección de Francia, que hoy buscará ratificar el primer puesto del Grupo E, estánconforme con el trabajo de sus dirigidos: ganaron, gustaron, golearon y se posicionaron como uno de los grandes candidatos de la Copa. Pero, desde su templanza para declarar, entiende y explica los factores que considera que afectaron a los europeos: "Los equipos sudamericanos se adaptan mejor a jugar acá. Además, al estar tan cerca, cuentan con muchos seguidores, que les dan fuerza y energía. En este lugar del mundo, todos los equipos son difíciles".

Es cierto que las hinchadas sudamericanas se han hecho sentir en los estadios de la Copa del Mundo. La mismísima España, con jugadores de jerarquía y que supieron forjar sus carreras bajo la presión, quedó atónita y sin respuesta ante los 40 mil chilenos que vistieron de rojo al estadio Maracaná. Suerte similar sufrieron Inglaterra ante Uruguay, en San Pablo, o la también eliminada Croacia ante Brasil, en el debut mundialista, aunque con algo de polémica.

Los factores climáticos tuvieron su lugar en la lista de "excusas". Pero, por ejemplo, de los seleccionados africanos, que aparecían como los mayores beneficiados por esta cuestión, todavía ninguno pudo asegurarse el paso a la siguiente instancia.

El entrenador inglés Roy Hodgdon vio caer a su equipo en Manaos, una sede que había cuestionado antes de la Copa, aunque el rival era también un europeo: Italia. Sin embargo, en una tarde noche de frío paulista, ante los charrúas, sus dirigidos tampoco dieron la talla y se quedaron fuera del Mundial una fecha antes de cierre del grupo. "Parecen un equipo universitario", decía, desde su pupitre, un periodista especializado en el análisis del juego. El DT, en cambio, se despidió con un grado de altanería: "No fuimos superados por nuestros rivales, aunque hayamos perdimos. Nos faltó suerte".

En la lista de malas actuaciones del viejo continente, y pese a que aún cuentan con una remota chance matemática, aparece la Portugal de Cristiano Ronaldo . Con el crack lejos de su mejor versión, los lusos pueden encontrar la respuesta a su pronta salida, simplemente, en el juego: 0-4 contra Alemania y 2-2 sobre la hora ante Estados Unidos. "Estamos mal. Tenemos una defensa de segunsa. Es muy difícil que sigamos", decía un cronista que sigue a la selección portuguesa. El milagro se puede dar, aunque jugando así es casi imposible.

Fuente: Reuters

Un punto para destacar son los países que sí dejaron la bandera europea en lo más alto. Holanda, con tres triunfos en tres partidos, se posicionó como una fuerte candidata. No sufrieron ser visitantes, no sufrieron el clima. Los únicos que sufrieron fueron sus rivales. Alemania, por su parte, también parece estar en la senda correcta, aunque con un leve traspié en el empate ante Ghana. Vale destacar a la ya nombrada Francia de un encendido Karim Benzema.

El periodista español de la agencia EFE Iñaki Dufour agrega un punto más a la lista: la larga y agotadora temporada de los jugadores en sus equipos. Este punto no sostiene el menor análisis, ya que la mayoría de los jugadores de este Mundial, europeos o no, vivieron una situación igual o superadora.

Los seleccionado de América tomaron el protagonismo. Cinco de los seis sudamericanos están en octavos. Costa Rica es la gran revelación. México hizo olvidar su sufrida clasificación mundialista. Estados Unidos, a un paso de avanzar. Y Ecuador, expectante. Todo esto, mientras los vuelos de regreso a Europa se completan antes de lo previsto. ¿Qué le pasa?

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.