En plena transición, un gran logro en Sydney

Con el éxito en el Champions Trophy, las Leonas abrieron en gran forma el recambio en su conducción
(0)
30 de diciembre de 2009  

Estaba previsto que 2009 se tratara de un año de transición. Gabriel Minadeo dejó de ser entrenador de las Leonas en febrero, luego de la conquista de la Copa América, en Bermuda, y Carlos Retegui llegó en su reemplazo en marzo, tras dirigir durante una temporada a los varones. Era imaginable una etapa de restructuración y así lo fue, pero la Argentina terminó llevándose, además, el título internacional más importante del año: el Champions Trophy de Sydney.

El logro se consumó el 19 de julio en el Olympic Park, luego de una cerradísima final frente a Australia. Bien entrada la madrugada en la Argentina, Luciana Aymar convirtió el penal decisivo para sellar el marcador por 4-3, luego del 0-0 en el tiempo reglamentario y en el período extra de 15 minutos. Así, las Leonas defendieron con éxito el título que habían conseguido un año antes en Moenchengladbach.

Además de levantar en Sydney la pesada estatuilla tallada en piedra, el seleccionado gozó de la rápida adaptación de nuevos valores, que sumaron talento y aportaron frescura. De hecho, varias de aquellas chicas jugaron después el Mundial Junior de Boston, donde finalizaron segundas. En síntesis, Retegui logró que la transición no resultara tan traumática y mantuvo a las Leonas en el más alto nivel competitivo.

Para los varones, un renacimiento

El primer puesto en el Premundial de Quilmes, que otorgó el pasaje a Nueva Delhi 2010, fue el renacer para el seleccionado masculino. De no haber conseguido ese crucial objetivo, los varones habrían retrocedido más pasos, con el peligro de la desintegración del equipo. Pablo Lombi tomó el mando en un momento difícil y encarriló a este conjunto rico en individualidades, pero al que en los últimos años siempre le faltó algo para dar el salto.

El estallido se produjo luego de una infartante final ante Bélgica. La Argentina se impuso por 4-3, pero estuvo en desventaja dos veces por dos goles. Semanas después, no pudo conseguir un lugar para el Champions Trophy 2010 en el Champions Challenge de Salta, pero lo primordial era obtener la última plaza del Mundial y reinsertarse en el contexto internacional.

4 goles convirtió Noel Barrionuevo -todos de córner corto- en el Champions Trophy. Quedó a uno de la máxima anotadora, la holandesa Maartje Paumen.

El dato

Las Leonas lograron su tercer Champions Trophy de la historia, después de las conquistas de Amstelveen 2001 y Alemania 2008; en esta ocasión lo hicieron en forma invicta, con tres triunfos y tres empates.

Dixit

"Tiré el último penal ante Australia con mucha fe. Se me vino a la mente un penal errado en Perth 2002 y me dije: no puedo fallar, tengo que tenerme confianza".

Luciana Aymar

"Nunca pensé que perderíamos la final con Australia. Para las Leonas es bueno ver a Holanda desde lo más alto del podio".

Carlos Retegui (DT)

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.