Jorge Marcotegui. "Hoy sabemos que la devaluación es una solución cortoplacista"

El presidente de ProCórdoba menciona algunos de los factores que minan la competitividad de las empresas: fletes, corrupción en la aduana y costos portuarios
Florencia Carbone
(0)
13 de abril de 2017  

La frase de Jorge Marcotegui da por tierra aquello de que los cambios culturales insumen mucho tiempo. Cuando se le pregunta por la competitividad, el presidente de ProCórdoba explica que si se hablaba del tema hace dos años, la respuesta casi unánime hubiera sido que el problema se resolvía con una devaluación, pero que ahora la cosa cambió. "Hoy sabemos que esa no es la solución, que es una solución engañosa, cortoplacista, con un tremendo impacto social y que no nos lleva a ninguna parte. Hoy hablamos de otras cosas y creo que eso es un avance", enfatiza.

Fuente: LA NACION - Crédito: Fabián Marelli

-¿Cuáles son los principales problemas de los empresarios cordobeses?

-El flete. Desde Córdoba al puerto de Buenos Aires o al de Zárate es más caro que desde ahí a China. Ahí tenemos un problema, pero hemos planteado soluciones también.

-¿Cuáles?

-Tenemos un proyecto en la Unión Industrial de Córdoba relacionado con los bitrenes.

-San Luis es la única provincia que los tiene autorizados.

-Otros no lo hacen por los lobbies. En el tema competitividad hay problemas de costos portuarios, infraestructura, falta de electricidad y gas. Además una carga impositiva y una burocracia en la aduana enormes.

-Entonces, el flete es la principal preocupación.

-Hay que empezar a trabajar, por eso proponemos hacer un Foro de debate sobre competitividad para poner luz a los problemas. El tema de los bitrenes es una solución, otra sería tener trenes. En un país llano no se puede creer que no los tengamos, o que teniendo vías navegables no tengan el suficiente calado. Con los bitrenes que permitirían ahorrar un porcentaje importante del flete, ¿cuál es el impedimento?: el Sindicato de Camioneros. Otra cuestión es la corrupción endémica que hay en la aduana o los costos portuarios con los sindicatos metidos adentro, con negocios que conocemos, incluso con dirigentes procesados. Son cosas que hay que poner en el debate por más que la sepamos porque hay que poner luz.

-¿Cuáles son los objetivos de ProCórdoba?

-El año pasado cumplió 15 años. Es un organismo mixto, claro ejemplo de articulación público-privada exitoso que se convirtió en una política de Estado. Tiene un directorio conformado fundamentalmente por el sector privado, cámaras sectoriales, instituciones y regiones a través de los municipios que están representadas por funcionarios ad honorem. Se trabaja en diferentes áreas como la de Promoción Comercial y la de Información Técnica e Inteligencia Comercial. Es una entidad chica donde se asiste fundamentalmente a las pymes, especialmente del interior de Córdoba con diferentes cuestiones: desde aportes económicos -tanto para viajes, estadías o stand-, hasta apoyo para capacitación in company para dotarlas de herramientas básicas de exportación.

También desarrollamos una herramienta muy importante: el Directorio de Oferta Exportable (DOE). Allí hay 1500 empresas de Córdoba con todos sus datos y oferta exportable con nomenclatura. Es una plataforma online que visitan potenciales clientes del exterior y del interior.

-¿Miden el trabajo que hacen?

-El año pasado, por cada dólar que invertimos recuperamos US$65 de exportación. Uno de los aspectos a los que le damos mucha relevancia tiene que ver con las mediciones de impacto. Asistimos al empresario pero después rendimos cuentas. Hay que medir, porque lo que no se mide, no existe. Desarrollamos un software de medición de impacto y por cosas como esa somos el organismo de promoción de exportaciones referente en la Argentina.

Con la inteligencia comercial por ejemplo, estudiamos mercados. También fomentamos el asociativismo. Tenemos 17 grupos de exportadores, consorcios. Por caso en la zona de Villa María tenemos una cuenca lechera con muchas pymes que por sí solas no pueden exportar. El año pasado estudiamos los mercados de lácteos chilenos. Fuimos perdiendo acceso a distintos mercados por precio. Venimos de una noche de 10 o 12 años donde lejos de alentar la exportación, se la impedía. Se cerraron mercados. Pero como sabíamos que es una herramienta valiosísima nos dedicamos a mejorar el know how. Nos conectamos con gente de la región, de ProChile, ProColombia. Vinieron de Guanajuato, México que tienen una agencia de exportación muy buena. Y tomamos a través de transferencia de conocimiento muchas cosas de ellos. Aprovechamos el tiempo.

-Dice que fueron años difíciles para la exportación, ¿y para la importación? Hay un consenso generalizado respecto de que el comercio es cada vez más de doble vía porque no hay país que pueda exportar de modo competitivo sin importar de manera eficiente.

-Absolutamente. Es un término que fue bastardeado en los últimos años por algunos personajes que no vale la pena ni mencionar. Bastardearon el concepto de la administración inteligente, que cualquier país desarrollado hace. Inteligente -lo aclaro- porque creo que es necesario importar para poder exportar. Estados Unidos es un gran exportador de carne pero es a su vez un gran importador. Hay un ida y vuelta permanente. La importación permite mejorar procesos tecnológicos, capital, etc. Muchas veces a partir de la incorporación de tecnología y maquinaria es que se puede acceder al mercado exportador.

-¿Cuáles son los sectores con más potencial representados en ProCórdoba?

-Fundamentalmente los relacionados con los alimentos y la agroindustria. Fuimos a Dubai. El sector del maní es absolutamente competitivo. Córdoba es uno de los grandes jugadores mundiales y lo bueno es que se va agregando valor a las exportaciones.

Por otro lado no hay que perder de vista el reacomodamiento que se está dando en el comercio mundial respecto de limitantes, cierre de fronteras, etc. Tenemos que estar muy atentos para ver las oportunidades. Vengo del sector cárnico y hace unos días estuve en un debate sobre carne bovina, poco tiempo después de lo que ocurrió en Brasil con el tema de la carne (el escándalo por mercadería en mal estado). Y nosotros no estamos listos para aprovechar esos nichos que seguramente se producirán.

En estos benditos 12 años perdimos 12 millones de cabezas bovinas, se cerraron más de 100 plantas industriales. Que no venga algún personaje del anterior gobierno a decir eso de que era carne para todos. Eso fue una mentira. Era carne para muy pocos. Por eso hoy no estamos aprovechando esto porque no hemos sembrado, y hay procesos que llevan su tiempo. Una reconversión en el ciclo ganadero lleva de 5 a 6 años. ¿Cuánto nos llevará reposicionarnos?

-¿Qué es el Fondo Exportador?

-En realidad no inventamos nada, somos buenos copiones (dice riendo). Analizando lo que hacen organismos de mucho prestigio y experiencia como ProChile y ProColombia, y teniendo en cuenta que los fondos que tenemos son limitados, decidimos lanzar esta iniciativa.

Se trata de una ayuda, un fondo exportador que financiará parcialmente proyectos de distinta índole, que se abrirán este mes y tendrán que estar concluidos en noviembre.

El objetivo es lograr la internacionalización de pymes cordobesas que recibirán entre 150.000 y 400.000 pesos para financiar parcialmente actividades de promoción; invitación de potenciales clientes del exterior a su empresa; realización de showroon y tasting; participación en seminarios y eventos internacionales; envío de muestras al exterior; actividades de comunicación como asesoría en branding, publicidad y promoción; apertura de nuevos mercados; instalación de una oficina en el exterior; asesorías legales y técnicas; capacitación en comercialización e idiomas; e invitación de potenciales clientes.

-¿Son préstamos?

-Son subsidios. La empresa aportará el 50% de la inversión y recibirá la otra mitad.

-¿Para participar la empresa tiene que pertenecer a ProCórdoba?

-No necesariamente, sí estar radicada en Córdoba, ser pyme y exportadora.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.