El dólar sigue en calma pese a la baja de la soja y el desplome del real

La divisa lleva 3 semanas con escasas variaciones, tras el anuncio del BCRA
La divisa lleva 3 semanas con escasas variaciones, tras el anuncio del BCRA Crédito: Shutterstock
Javier Blanco
(0)
18 de mayo de 2019  

El dólar lleva tres semanas con variaciones mínimas en su cotización en la plaza local, algo que lo mantiene casi al margen del estrés que genera en el resto de las monedas -en especial entre las emergentes- la disputa comercial entre China y Estados Unidos.

El billete cerró ayer ofrecido para la venta al público a $46,20, es decir, con un avance del 0,5% o 20 centavos en el día. Así se encareció 0,4% en la semana, pero se abarató 1,5% respecto del cierre de $46,90 del viernes 28 de abril, es decir, la rueda previa al anuncio de un acuerdo con el FMI (por presión de la administración de Trump a solicitud del Gobierno) para que el Banco Central pueda intervenir aun cuando el billete no supere el techo de la zona de flotación.

La referencia al anuncio no es casual: los analistas coinciden que cambió las expectativas del mercado y aplazó las presiones devaluatorias que se habían vuelto a activar.

"Desde el día del anuncio, el BCRA no tuvo necesidad de intervenir en el mercado y se redujo la volatilidad del tipo de cambio", observó ayer la consultora Quantum Finanzas.

El índice de volatilidad del tipo de cambio que elabora esa consultora, sobre desvíos promedio a 10 días, fue de apenas 0,28 desde entonces, cuando venía de alcanzar un pico de 1,85 en abril o de tocar 4,07 en el peor momento de la corrida de 2018.

"La aceleración de la inflación en marzo había generado una nueva ronda de tensión cambiaria, que se tradujo en una depreciación del peso de más del 5% durante abril. Pero una vez que se logró flexibilizar -una vez más- el acuerdo con el FMI, el mercado supo que a la oferta de US$60 millones diarios del Tesoro se podía agregar, de ser necesario, el poder de fuego del BCRA. Esto generó razones para la liquidación de saldos por parte de productores y exportadores", explicó el informe al enumerar las causas que dieron lugar a la estabilización cambiaria.

Para la consultora, hasta aquí el nivel del tipo de cambio real, la perspectiva de menores subas de tarifas, el menor valor en dólares de los saldos monetarios en pesos dada la depreciación cambiaria y la tasa de interés real en pesos positiva operaron para reducir la demanda de divisas.

Cambio de percepción

La tregua cambiaria incluso superó ayer un nuevo test al devaluarse el peso apenas 0,5% en una jornada en la que el real (moneda del principal socio comercial argentino) cayó 1,45% frente al dólar y en la que el precio internacional de la soja volvió a desplomarse casi 3 por ciento.

Semanas atrás el salto que llevó de $3,99 a 4,10 real el valor de esa divisa en Brasil, y en medio de una presión bajista para las commodities, sin duda hubiera derivado en un contagio directo y hasta amplificado sobre la moneda local.

Para el especialista Cristhian Buteler, lo que cambió la percepción del mercado sobre el peso fue el anuncio de hace tres semanas. "El mercado hasta ahí venía operando a sabiendas de que el Central no podía intervenir para sostener al peso; hoy en cambio sabe que puede no ser gratis apostar al dólar", explica.

Los operadores y analistas, en general, creen que este cuadro de estabilidad cambiaria "gratuito" tranquilamente puede sostenerse un mes más. De allí en adelante, advierten, comenzará a enfrentar pruebas derivadas de los plazos del cronograma electoral que, en este caso, coinciden con la fecha en que tradicionalmente comienzan a menguar las liquidaciones de la cosecha gruesa, actualmente en su apogeo.

Por caso, se espera que el pago del Bono Dual -del que quedó un remanente equivalente a US$1036,3 millones tras el canje por Lelink y que debe pagarse el 21 de junio (un día antes de vencer el plazo para la oficialización de candidaturas) y la inyección de pesos derivada de él- agregue presión sobre el dólar en esos días.

"La situación no es sostenible indefinidamente. ¿Hasta cuándo? Imposible decir. Pero es muy improbable que logren contener al dólar hasta las elecciones", sostiene Miguel Boggiano, de Carta Financiera.

Claves de unas semanas más tranquilas

Dólar minorista

Cerró a $46,20 y se encareció 0,4% en la semana, pero se abarató 1,5% contra el 29 de abril, cuando se anunció que el BCRA podía intervenir con más fuerza

Devaluación

La depreciación del peso había sido de más del 5% durante el mes pasado

Sin contagio

El peso perdió ayer apenas 0,5% pese a la caída del real brasileño, moneda del principal socio comercial

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.