Japón: pierden US$ 32.000 millones por suicidios