La compañía más grande del país ya es de los españoles

Control: Repsol se aseguró el 98,2% de YPF y el lunes próximo tendrá que pagar 13.158 millones de dólares; Moody´s bajó su calificación.
Control: Repsol se aseguró el 98,2% de YPF y el lunes próximo tendrá que pagar 13.158 millones de dólares; Moody´s bajó su calificación.
(0)
25 de junio de 1999  

Repsol celebró ayer el éxito rotundo de su avance sobre YPF: según los resultados provisionales de la oferta pública de acciones (OPA) por el 85,01% de la compañía, la compañía española se aseguró el 83,24% de la empresa más grande de la Argentina.

Si se suma esa cifra al 14,99% de acciones que Repsol compró al Estado argentino en enero último, su participación será, a partir del lunes (cuando se pague a los accionistas), del 98,2 por ciento.

"Como resultado de la adquisición de YPF, Repsol ha dado un paso gigantesco para convertirse en una compañía mucho más grande, más balanceada y con más capacidad de crecimiento", dijo el presidente de la petrolera con sede en Madrid, Alfonso Cortina.

Ahora, Repsol tiene por delante la financiación de los más de 13.158 millones de dólares que le costarán sus nuevas acciones en YPF. La petrolera ya tiene acordado un préstamo de US$ 15.000 millones de un grupo de bancos, entre ellos el BBV, CitiGroup, Goldman Sachs, La Caixa y Merrill Lynch, que la llevó a encarar una ampliación de un tercio de su capital, la emisión de obligaciones negociables y el anuncio de la venta de activos considerados no estratégicos por 2500 millones de dólares.

Por otra parte, Cortina debe cumplir con su promesa de que la empresa alcanzará ganancias por US$ 2000 millones para el 2000.

La reacción de Moody´s no fue alentadora. La calificadora de riesgo bajó la calificación de la deuda a largo plazo de Repsol y sus filiales de Aa3 a A2, con un panorama negativo debido a su alto nivel de deuda y a su mayor posición en América latina.

La compra de YPF elevó el nivel de deuda de Repsol por encima de los US $ 23.000 millones (una cifra que incluye la deuda de la empresa argentina), que representa más del 70 por ciento del total de su capitalización. "Un nivel incompatible con una calificación en la categoría A", apuntó Moody´s.

Efectos en la Bolsa

Por otra parte, los analistas del mercado de capitales consideraron que la operación provocará la falta de liquidez en la Bolsa de Comercio de Buenos Aires.

"Ahora es importante ver lo que ellos van a hacer con YPF. Repsol podría decidir reofrecer parte de su participación en YPF o hacer flotar sus propias acciones en la Argentina", dijo a la agencia Reuters Javier Valverde, analista de BSCH en Madrid.

De los US$ 13.158 millones que Repsol pagará en efectivo a los accionistas el lunes, sólo 3110 millones quedarán en la Argentina. La mayoría del dinero se repartirá entre los accionistas en Nueva York.

El Estado nacional consiguió US$ 841,98 millones, que serán utilizados para tratar de compensar el déficit fiscal. El resto será para las provincias de Santa Cruz, Chubut y Mendoza, administradoras de fondos de jubilaciones y pensiones (AFJP), fondos de inversión y accionistas individuales.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.