Los sindicalistas alineados con Fernández insistieron en IDEA con el pacto social pero enfrían una reforma laboral

Héctor Daer en el Coloquio de IDEA
Héctor Daer en el Coloquio de IDEA Fuente: LA NACION - Crédito: Mauro V. Rizzi
Maia Jastreblansky
(0)
16 de octubre de 2019  • 20:50

Los sindicalistas alineados con Alberto Fernández acaparaban las miradas en el coloquio de IDEA que comenzó hoy en la ciudad de Mar del Plata. Promotores del acuerdo social que viene impulsando el candidato del Frente de Todos, los líderes gremiales llegaron al foro que aglutina a la principal platea empresaria del país con el mandato de hacer un llamado explícito a un pacto, con especial énfasis en materia salarial. Los gremialistas dejaron saber que su prioridad es "mejorar el nivel de ingresos".

Esta noche, el secretario general de la CGT, Héctor Daer (Sanidad) encargado de abrir el primer panel del coloquio bajo el título "Un solo país: pensándonos como parte de lo mismo", en un bloque compartido con el director general de Swiss Medical Group y director de IDEA, Miguel Blanco y con Graciela Fernández Meijide, presidenta del Club Político Argentino. "Vine a pedir un acuerdo social. No tengo duda que se va a lograr, sino yo no estaría en la apertura de IDEA", dijo el líder gremial a LA NACION en la antesala del coloquio.

"Es prioritario pegar la vuelta. Primero hay que lograr un punto de inflexión y frenar la caída económica. Para eso, hay que hacer un gran acuerdo para subir la base de ingresos. En paralelo hay que hacer acuerdos de largo plazo para que seamos un país que produzca y destinar parte de lo que producimos al desarrollo científico y tecnológico", agregó Daer.

El secretario general de la CGT se erigió entre los empresarios como uno de los portavoces centrales de Alberto Fernández. Aunque fue invitado, el candidato no estará presente en el coloquio.

Según pudo reconstruir LA NACIÓN, Daer dialogó con el candidato presidencial para ajustar su alocución frente a un auditorio integrado por los principales CEOs y ejecutivos del país. Mañana, temprano, Daer tenía previsto manejar 700 kilómetros hasta Santa Rosa, La Pampa, para asistir al acto por el Día de la Lealtad que encabezarán la fórmula de Fernández y Cristina Kirchner junto a la plana mayor del PJ.

Prioridades

La pata sindical, en tanto, tendrá fuerte protagonismo en IDEA mañana, en el panel sobre "sindicatos y empresas ante los nuevos paradigmas". Al escenario se subirá el secretario general de la CTA Hugo Yasky, que estrenará ante CEOs y ejecutivos la reunificación de su central obrera con la CGT. También estará presente Sergio Palazzo, titular de la Bancaria, y uno de los primeros gremialistas en encolumnarse detrás de la candidatura de Fernández.

La presencia gremial se completa con Gerardo Martínez (UOCRA), otro de los principales operadores del acuerdo social que promueve el Frente de Todos. Ya en la previa al coloquio tenía previsto aludir al pacto en su mensaje. En el mismo panel que los sindicalistas estarán el gerente general de Ledesma, Javier Goñi y el presidente de Toyota Argentina, Daniel Herrero.

Negociación

Los gremialistas esperaban, también, tener conversaciones informales con algunos ejecutivos debajo del escenario, en los márgenes del programa oficial del coloquio de IDEA. Según pudo reconstruir LA NACION, se ilusionaban con dialogar con sus principales interlocutores en el mundo empresario. Entre otros, con el presidente de la Coordinadora de las Industrias de Productos Alimenticios (Copal) y uno de los vicepresidentes de la Unión Industrial Argentina (UIA), Daniel Funes de Rioja, quien días atrás en el Rotary Club manifestó que "sin solucionar los problemas macroeconómicos" de la Argentina y sin reformas estructurales, el acuerdo social será "un pactito que durará hasta el siguiente Rodrigazo".

Los sindicalistas deslizan que están dispuestos a conversar "algunos aspectos" de los convenios colectivos de trabajo, como la productividad y la generación de empleo. Pero rechazan la posibilidad de avanzar en una reforma laboral integral en una coyuntura de crisis. "No pongamos el caballo por delante", se atajó un importante referente gremial.

Martínez manifestó en la previa del coloquio: "Es importante la convocatoria a IDEA porque creemos en la necesidad del diálogo social, que no debe ser una circunstancia. Desde el sector sindical planteamos la necesidad de un diálogo social institucionalizado, planteado como una política de Estado en el que participen todos los actores sociales. Lo importante que podamos tener una metodología".

La pata gremial, en tanto, pretende asentar postura frente a una eventual reformulación del acuerdo con el FMI. "Las empresas y los sindicatos tienen que hacer oír su voz para dar previsibilidad en la negociación que haga el gobierno que venga, sea cual sea", señalaron a LA NACION cerca de un gremialista.

A diez días de los comicios generales, IDEA apareció como una antesala política ideal para proyectar el día después de la elección.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.