No sólo de vacas vive el campo: hay quienes apuestan a los faisanes

Matías Janices puso un criadero y planea exportar más de 300 toneladas
(0)
24 de junio de 2002  

Si la Argentina se hizo famosa por su carne vacuna puede ser que en poco tiempo lo sea por sus faisanes. Al menos ésa es la ambiciosa meta de Matías Janices, de 25 años, que invirtió en un criadero de estas aves y hoy encabeza la cooperativa Faisanes del Sudeste, que en breve comenzará a exportar a Italia, Alemania, México, Brasil, Francia y Bulgaria.

"Mi papá es productor agropecuario, y aprendí desde chico lo que era la producción tradicional. Siempre supe que quería permanecer en el rubro. Cuando terminé de estudiar contaduría decidí buscar una alternativa en la cría de animales y llegué hasta el faisán de collar Jumbo." Así describió Matías el nacimiento de su criadero Antigua Granja, ubicado en la ruta 77 a pocos kilómetros de su casa en Miramar. En 1996, el joven descubrió que el mercado de faisanes no estaba explotado en la Argentina y se arriesgó. "La cría de faisán no estaba desarrollada, prácticamente no existía. Eso y el precio internacional de estas aves, que tienen muy buena cotización, me hizo creer en lo que estaba haciendo", recordó.

Convencido de lo que hacía, Matías solicitó un crédito municipal por $ 4500 e invirtió otros 1500 que tenía ahorrados para poder alquilar un campo y comprar sus primeras 50 hembras reproductoras. El primer año facturó $ 15.000 y los reinvirtió para comprar su propio terreno. El campo tiene ocho hectáreas, que acondicionó "para poder poner las jaulas y las incubadoras, que al principio eran manuales y ahora son automáticas y nacionales".

Al año siguiente duplicó la producción, y desde entonces no abandona la tendencia. Este año Antigua Granja tiene planeado facturar US$ 80.000 y elevará el número de reproductoras de 280 a 450. De esa forma, podrá abastecer a una clientela en aumento compuesta por 150 compradores de empresas de catering, hoteles, criaderos y distribuidores tanto mayoristas como minoristas.

El criadero emplea dos personas fijas y un grupo de colaboradores en tiempos de faena. Vende el faisán congelado, fresco, vivo y en conservas al escabeche, que en breve desembarcarán en los supermercados de la Capital Federal.

Cuero y plumas

El faisán genera dos subproductos que son el cuero y la pluma, dos razones más por las cuales el emprendedor eligió criar estas aves. Según comentó, "la venta de los subproductos está creciendo a la par de las asociaciones de pescadores con mosca que necesitan en especial de la pluma". Hasta el momento todos los productos de Antigua Granja eran comercializados en Buenos Aires, pero ahora está terminando los trámites en el Senasa para distribuirlos en todo el país.

La venta de faisanes llevó a Matías a relacionarse con gente inquieta de clase media que empezó a armar criaderos y que terminó siendo su colega en la cooperativa Faisanes del Sudeste.

"Las empresas chicas, cuando quieren crecer solas, por lo general caen. Entonces mi idea fue crecer, pero unirnos dentro de una forma jurídica que nos permitiera avanzar y producir juntos. Y lo hicimos en marzo", comentó el criador.

La entidad, que agrupa a 30 productores del país, comenzará a exportar hacia fines de este mes e intentará consolidarse en el mercado internacional. El joven contador admitió tener muchas esperanzas en las exportaciones porque "desde afuera están pidiendo embarques de 300 toneladas de carne y acá veníamos vendiendo 500 kilos por despacho".

En ese sentido, destacó que la Argentina tiene la ventaja de producir a contraestación, y eso le reduce la competencia en el exterior. Cada productor de la cooperativa realiza por separado la faena y el proceso de congelado. La intención, comentó Matías, es poner un frigorífico de la cooperativa para abastecer el mercado común europeo.

Junto con el criadero, Janices decidió poner una granja educativa y recibe turistas y estudiantes de cursos terciarios de zootecnia. Actualmente está estudiando el desarrollo de la perdiz colorada para incursionar en breve en la cría de esta ave.

emprendedores@lanacion.com.ar

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?