Productos Esenciales. Las empresas pedirán renegociar si el dólar pasa los $51,45

Siempre y cuando las variables económicas no se modifiquen bruscamente, el "pacto de caballeros" se sotiene, dicen los líderes de las compañías alimenticias
Siempre y cuando las variables económicas no se modifiquen bruscamente, el "pacto de caballeros" se sotiene, dicen los líderes de las compañías alimenticias Fuente: LA NACION - Crédito: Ignacio Sanchez
Sofía Terrile
(0)
26 de abril de 2019  • 14:03

Los científicos le dicen "céteris páribus". Es un término en latín que significa algo así como "si permanece el resto constante". Y, a grandes rasgos, así es como (por ahora) funciona Productos Esenciales , el congelamiento de precios de 64 productos por 180 días que acordó el Gobierno con 16 empresas de alimentos.

Siempre y cuando las variables económicas no se disparen, dicen algunos líderes de las compañías, el "pacto de caballeros" al que adhirieron de manera voluntaria se sostiene.

En una semana convulsionada para el peso argentino, la pregunta comenzó a circular entre los empresarios de alimentos. ¿Qué pasa si el dólar se va por encima del "techo" de la zona de no intervención del Banco Central, fijo hasta fin de año en 51,45 [mayorista]? "Me sentaría de nuevo a hablar con el ministro [Dante] Sica", "dentro de la banda, seguiremos honrando el compromiso" y "no romper el acuerdo, sino renegociarlo" fueron algunas de las respuestas de algunos caballeros involucrados en el pacto.

Si el dólar se va por encima de $51,45, el Banco Central no tiene más poder de fuego que las subastas autorizadas por el Fondo Monetario Internacional, de US$150 millones diarios, un número considerable, pero no necesariamente suficiente.

Un salto del tipo de cambio afecta los precios de los alimentos no solo sobre los bienes transables (aquéllos que se exportan, como la carne), sino también sobre los que tienen insumos importados, como el café, y hasta sobre el valor del packaging plástico. Ese efecto es el famoso pass through, el traslado de la suba del dólar a los precios.

En caso de que el tipo de cambio se dispare, y por ende también la inflación, el acuerdo por 180 días se tornaría difícil de sostener, con una suba de costos que no tendría respuesta posible en los márgenes de rentabilidad de las compañías.

"Está claro que la víspera del cierre de este acuerdo o de estos acuerdos hubo una decisión de que la banda cambiaria no iba a moverse de acá hasta fin de año y también hubo una decisión en cuanto a tarifas. Lo que podemos esperar [de este acuerdo], se da en el marco de esa condicionalidad", dijo a LA NACION Daniel Funes de Rioja, presidente de la Coordinadora de las Industrias de Productos Alimenticios (Copal).

"Yo de ninguna manera afirmo 'si pasa tal cosa se rompe el acuerdo'", agregó, y dijo que quiere ser "prudente" para no generar un estado de alarma "cuando los acuerdos están para cumplirse". "Cumpliéndose las variables, el acuerdo existe y está firme. Luego, cada compañía y en función de cada producto podrá ver si hubiera alguna excepcionalidad o modificación de las variables en qué medida influye o impacta. Esto no implica necesariamente romper el acuerdo, sino eventualmente renegociarlo", cerró.

En una entrevista en el programa No Dejes Para Mañana, emitido por Radio Con Vos, Ignacio Noel, presidente de Sociedad Comercial del Plata, compañía que entre sus productos tiene a las harinas y rebozadores Morixe, criticó el diseño de las bandas cambiarias y dijo que "si el tipo de cambio se va por arriba [de $51,45] habrá una renegociación de muchas variables". La compañía produce poco más del 10% de la canasta de Productos Esenciales: participa con siete bienes.

Para Noel, entonces, el pacto se sostiene en tanto y en cuanto no se dispare el dólar. "Hay una banda cambiaria que quedó fija y dentro de esa banda nosotros tendríamos que honrar nuestro compromiso. Ahí vamos a estar perdiendo algo, pero ese es el contexto en el que vamos a estar nosotros", explicó.

"Tengo toda la voluntad de mantener el acuerdo -dijo a LA NACION Martín Cabrales, otro de los empresarios que negoció con la Secretaría de Comercio-. Pienso ser cauteloso y esperar". El empresario resaltó que en el "acuerdo de caballeros" todos convinieron las "variables de la economía" actuales, inclusive el tipo de cambio. "Me preocupa más que el dólar se dispare por la totalidad de los alimentos. La canasta de Productos Esenciales es chica y sería ver el árbol y no el bosque", resumió, y concluyó que si el tipo de cambio superara el "techo" del Banco Central se sentaría a hablar nuevamente con Sica.

En su Ministerio, mientras tanto, prefieren hablar en presente más que en futuro. Las empresas están comprometidas con el programa para que el lunes estén las góndolas completas y bien señalizadas, afirmaron ante la consulta, pero no quisieron hacer comentarios respecto del porvenir del tipo de cambio.

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.