Bolsonaro le declara la guerra al documental brasileño nominado al Oscar

Petra Costa, la cineasta brasileña y directora del documental nominado al Óscar, Al filo de la democracia
Petra Costa, la cineasta brasileña y directora del documental nominado al Óscar, Al filo de la democracia Crédito: Instagram
(0)
4 de febrero de 2020  • 12:46

"En una época en que la extrema derecha se está extendiendo como una epidemia, esperamos que este filme pueda ayudar a entender lo crucial que es proteger a nuestras democracias". Así celebró en enero Petra Costa la nominación al Óscar de su película documental Al filo de la democracia.

Desde entonces, la directora brasileña ha aprovechado cada oportunidad para remarcar que su documental de Netflix debería servir como una historia de advertencia no solo para Brasil, sino también para Estados Unidos y el mundo en general.

La película sigue el pasado político de la cineasta de una manera personal e íntima, en contexto con el primer mandato del expresidente Luiz Inácio Lula da Silva hasta los acontecimientos que condujeron a la destitución de su sucesora, Dilma Rousseff, analizando el ascenso y la caída de ambos presidentes y la consiguiente crisis sociopolítica que barrió el país.

El documental de Costa, hija de activistas políticos de izquierda y la nieta de uno de los cofundadores de Andrade Gutiérrez, una de las principales empresas de construcción del país, también muestra como el arresto de Lula allanó el camino para el ascenso de Jair Bolsonaro y su eventual presidencia.

Pero su película, alabada por la crítica y aborrecida por conservadores en una nación políticamente dividida, no ha sido bien recibida por el gobierno de Bolsonaro, quien se ha convertido en objeto de duras críticas de la directora brasileña.

En una entrevista con la emisora americana PBS, Costa acusó a Bolsonaro de atacar los derechos de las minorías, de estimular a "los agricultores y los madereros a invadir las reservas indígenas, y de quemar y deforestar la Amazonía, que ya se encuentra en un punto de inflexión en el que podría convertirse en una sabana".

El gobierno, furioso, no tardó en responder a través de la cuenta de Twitter de la Secretaría Especial de Comunicación Social de la Presidencia de la República y atacar a la directora y su trabajo: "La cineasta Petra Costa desempeñó el papel de activista anti-Brasil y empañó la imagen del país en el extranjero con una serie de noticias falsas en una entrevista en la televisión estadounidense".

"Sin el más mínimo sentido de respeto por su tierra natal y por el pueblo brasileño, Petra dijo en un guión irracional que el Amazonas pronto se convertirá en una sabana y que el presidente Bolsonaro ordena el asesinato de afroamericanos y homosexuales", agregó el comunicado.

Como legislador, Bolsonaro fue un firme defensor de la destitución de Rousseff y alabó como "un héroe nacional que evitó que Brasil cayera en lo que la izquierda quiere hoy" al hombre que simboliza la represión durante la dictadura, el coronel Carlos Alberto Brilhante Ustra, quien dirigió uno de los mayores centros de tortura, en el cual estuvo detenida su predecesora.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.