David Copperfield podría ser obligado a revelar uno de sus trucos más famosos