Alguien dijo una vez...

Catalina Lanús
(0)
11 de septiembre de 2014  

¿Qué decir de la moda que no se haya dicho? ¿Qué contar que no se sepa? La idea puede ser, sin ir más lejos, contar lo que dijeron otros que no están, pero que siguen estando, y los que están acá nomás. Comencemos con una Coco Chanel sabia y creadora, quien sentenció: "La moda no existe sólo en los vestidos. La moda está en el cielo, en la calle, la moda tiene que ver con las ideas, la forma en que vivimos, lo que está sucediendo". O un Jean Paul Gaultier, alguna vez enfant terrible, que sin pelos en la lengua cambió la mirada: "Siempre la gente peor vestida es la más interesante". Martín Churba, por su parte, le encontró hasta un pariente: "El arte es el primo cool de la moda". Paul Poiret, quien tiró el corset por la borda, hizo un cálculo matemático para hablar de estilo: "Es lo que una mujer se quita, no lo que se pone, lo que le da estilo". Frase precursora del famoso menos es más. Cerca nuestro, el gran maestro Gino Bogani deslizó: "A mí no me importan los cuerpos, me importan los cerebros. Un escote y una transparencia sin un cerebro seductor no hacen seductora a nadie". En ese sentido, Donatella Versace también tuvo su mirada anatómica: "Está bien tener cerebro, pero la ropa bonita ayuda".

Laurencio Adot entró en el campo psicológico y sacó su una conclusión: "Lo que hace complicada a una mujer, muchas veces es lo mismo que la vuelve interesante". Personajes variopintos que hacen de la moda su vida y reflexionan a diario. Como cierre, Oscar Wilde: "¿Qué es la moda? Desde el punto de vista artístico una forma de fealdad tan intolerable que nos vemos obligados a cambiarla cada seis meses".

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Moda y belleza

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.