Fashionistas de la nueva generación

Nacidas y criadas en el mundo trendy, son fieles discípulas de sus madres y encarnan una versión superadora de estilo. Suri Cruise, de 9 años, y Jefferson Hack, la hija de Kate Moss, de 12, ya son íconos de la moda internacional y acaparan los flashes cuando aparecen junto a sus mamás. Te contamos quiénes son las It girls locales
Camila Solito
(0)
15 de octubre de 2015  

Cuando las hijas son más fashion que las madres. ¿Las copian o marcan tendencias por sí solas? Algunas de las más representativas cuentan cómo es su relación y cómo se iniciaron o se acercaron a la primera fila del mundillo fashionista.

Verónica Lozano y Antonia Rodríguez

"Antonia es capaz de ir al supermercado vestida de la princesita Sofía, es muy lúdica, y admiro su poco registro que tiene sobre la mirada del otro", dice Verónica sobre su hija de 5 años que ya es toda una fashionista. "¿Cuando te mueras me vas a dejar todo?, me pregunta y yo le digo que use todo lo que quiera ahora", cuenta entre risas y admite que sus zapatos y carteras son los accesorios preferidos de Antonia. A pesar de la corta edad de Antonia, ellas ya comparten el front row en los desfiles más top y salidas de shopping.

Ginette Reynal y Mía Flores Pirán

"Mía hace shopping en mi ropero, tiene buen ojo y siempre elige lo mejor", cuenta entre risas Ginette, aunque reconoce que su hija la superó a la hora de armar un look. "Tiene un estilo coherente con su forma de ser, es muy sutil. Yo a su edad era mucho más fashion victim". Madre e hija aman viajar juntas a donde sea y comparten la pasión por la cocina. "Probar platos o ingredientes nuevos siempre es un buen plan", resume.

María Vazquez y Mía Cambiaso

"A Mía le encantan las carteras, los collares, los anillos y los anteojos. En eso es igual a mí. De a poco y de acuerdo con su edad le voy regalando", describe María sobre el costado más fashion de su hija de 12 años. Mía impone su estilo aunque María le fue guardando cosas de ella, que la hija de Adolfo Cambiaso ya luce orgullosa. Los contrastes generacionales no quedan afuera entre ellas. "La gran diferencia que tenemos es que ella siempre prioriza la comodidad y yo soy de la escuela de que la belleza duele, es decir si hay que caminar con tacos en la playa, caminaré así en la arena", confiesa María.

Andrea Frigerio y Fini Bocchino

"Fini me supera, está súper conectada con el mundo fashion. Tiene un grupo de amigas con mucha onda y ella misma es muy creativa. Tiene mucha personalidad para vestirse", relata Andrea sobre su hija Josefina, de 18 años, estudiante de cine. En cuanto a la ropa, Fini dice: "Hay muy pocos outfits que compartimos, nuestro punto de encuentro está en la ropa de Etiqueta Negra, canchera, sexy y elegante. Ambas cuentan que el mejor plan para hacer juntas es ir a desfiles o muestras de arte.

Andrea Bursten y Francesca Ribero

"Francesca es muy observadora y tanto es así que de ver las millones de cremas que uso me pidió si podía tener una. Así que le compré una hidratante para sus 13 años", cuenta Andrea sobre su única hija mujer. Fashionista, según la describe su mamá, Francesca tiene una estética entre net y un poco dark. "Es muy buena fotógrafa. Ella organiza una producción y yo le hago de modelo, dejo que me dirija y nos divertimos mucho", cuenta Andrea. Otro plan que les encanta hacer juntas es ir a comprar ropa. "La última vez fuimos a JT, que tiene cosas para las dos", señala la dueña del restaurante que lleva el nombre de esta minifashionista.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Moda y belleza

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.