Zapatera top. Sylvie Geronimi lleva el lujo sostenible argentino a París

La creadora de diseños de alta costura exhibirá en el barrio de la Bastilla las claves de su proceso de confección de calzado
La creadora de diseños de alta costura exhibirá en el barrio de la Bastilla las claves de su proceso de confección de calzado Fuente: LA NACION - Crédito: Dominique Besanson
María Eugenia Maurello
(0)
30 de abril de 2019  • 14:45

Sylvie Geronimi vuelve al terruño. La zapatera franco argentina que se caracteriza por sus diseños haute couture retorna a París para presentar "L´Art de la Chaussure", la exhibición que realizará entre el 7 y el 9 de mayo en el espacio cultural de Nadège de Bryas en el barrio de la Bastilla.

.
.

La muestra que, durante el 2018, ya tuvo su paso por la Alianza Francesa de Buenos Aires, construye un relato a través de piezas e imágenes que dan cuenta de las distintas etapas del proceso de fabricación -a mano- de un zapato: moldería, bordado, cortado, aparado, armado, suela, deformado y empaque.

Pieza de la muestra.
Pieza de la muestra. Crédito: gentileza Diego Samir

El propósito principal es que los asistentes puedan contemplar la especialidad de cada uno de los artesanos que trabajan en la realización de "Carmen- París Buenos Aires en 8 pasos". Este, el modelo elegido, además funcionará como metáfora de la historia de vida de la diseñadora con bordados alegóricos a las dos ciudades, incluidos el Obelisco y la Torre Eiffel. "La idea es mostrar la fusión entre la cultura argentina y la francesa", expresa.

Pisadas sostenibles

La historia de Geronimi con los zapatos se remonta a su niñez cuando ya pispeaba cómo eran los pies y el calzado de las personas que transitaban las calles de Malasia, su lugar de nacimiento dado el rol diplomático de su padre. Lo mismo cuando se fascinó con unos zuecos estando de visita por Amsterdam.

Después, estudió en L`Ecole de la Chambre Syndicale de la Haute Couture Parisienne y en los años '90 desembarcó en Buenos Aires. Ese viaje que había sido pensando para explorar su origen argentino, por parte de madre, y la escena fashion porteña terminó transformándose en su destino definitivo. "Me atrajo que todo estaba empezando, y que había libertad para crear. No estaba el peso de todo lo ya hecho, como pasa a veces en Europa, sobre todo en París, con el tema de la moda", analiza.

Sylvie Geronimi, en plena confección, en los inicios de su carrera.
Sylvie Geronimi, en plena confección, en los inicios de su carrera. Crédito: Álbum personal Sylvie Geronimi

Montó su taller en Buenos Aires y comenzó a diseñar zapatos. Al tiempo, ya le vendía a reconocidas firmas de la época como Via Vai, Ona Saez y María Vázquez, entre otras. Premiada con los galardones L´Escarpin de Cristal (Paris, 2003), Le Lyon d´Or (Lyon, 2004) y La Tijera de Plata (2007), finalmente en el 2008 abrió su boutique en la zona más parisina de la ciudad. Destacadas figuras de la cultura y la moda local calzaron sus diseños. Basta con mencionar a María Elena Walsh, Ruth Benzacar, Nacha Guevara, Cynthia Cohen, Erica Rivas, Mariana Arias y Paula Colombini, entre otras.

La idea volcada a unl dibujo, donde todo comienza
La idea volcada a unl dibujo, donde todo comienza

A partir de esta muestra Geronimi realiza un ejercicio retrospectivo que inevitablemente la lleva a revisitar su carrera. "Me di cuenta de la coherencia. Me reconozco en eso. Si bien hay lógicas que las fuimos haciendo de manera más intuitiva, primero sola y después con mi marido (Morris Iglesias) todo tiene un sentido sostenible. Se trata de una manera de vivir, pensar y ver el futuro", indica.

.
. Fuente: LA NACION - Crédito: Dominique Besanson

Y ese futuro encuentra su mejor expresión en el lujo sostenible: zapatos hechos en el ámbito local; de modo artesanal; a través de la transmisión de un oficio; con materiales nobles; dando lugar a productos que perduran en el tiempo y que son atesorados por años.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.