De los lectores: cartas & mails

Silencio roto; El Congreso y Bolivia; DD.HH. en Chile; Datos del Indec; Combatientes; Aerolíneas; Colados en el subte; ARA San Juan
(0)
16 de noviembre de 2019  

Silencio roto

En pleno escrutinio en Bolivia, el día de la votación, los observadores de la OEA apuntaron "sustanciales deficiencias" que minaban la "necesaria credibilidad y transparencia". Antes, Evo Morales había ignorado la Carta Magna boliviana, que bloqueaba sus posibilidades de perpetuarse. El silencio de los representantes del Frente de Todos en aquel momento fue total. Terminado "el Estado de Derecho" y con la renuncia de Morales, allí sí todas sus voces clamaron por la restitución democrática de las autoridades.

Evo Morales llegó a esa elección pisoteando la Constitución a su antojo. No comparto el "desalojo" de Evo del gobierno. Tampoco la forma en que deseaba perpetuarse. Menos aún, el silencio de los Fernández antes, y su disconformismo ahora.

José Azpiroz Costa

DNI 10.306. 873

El Congreso y Bolivia

Nuestro país está en una situación sumamente comprometida. Durante este año el Congreso se ha reunido en muy escasas oportunidades. Sin embargo, sus integrantes no han vacilado en sesionar para discutir acaloradamente si lo ocurrido en Bolivia se trata de un golpe de Estado o de un vacío de poder que se ha solucionado mediante las normas constitucionales previstas en su país. Me parece que sería bueno que los miembros del Congreso, cuyas elevadas dietas pagamos todos los contribuyentes, tuvieran más en cuenta ese antiguo dicho que sostiene que más que mirar la paja en el ojo ajeno hay que mirar la viga en el propio. Pocos días antes de un cambio de gobernantes, seguimos sin tener un plan económico coherente que nos permita vislumbrar un panorama alentador, pero sí tenemos una declaración difusa acerca de los episodios de Bolivia. Insólito.

Gustavo A. Pittaluga

guspittaluga@gmail.com

DD.HH. en Chile

En el marco de la protesta social de las últimas semanas en Chile, la Misión Internacional de Observación de Derechos Humanos de la ONU entregó su informe con recomendaciones preliminares. En el documento se constata que las acciones desplegadas "no han sido efectivas para desescalar el conflicto y terminar con las prácticas recurrentes de torturas y malos tratos que se han verificado a lo largo del país". Sobre la misma materia, convocada de oficio por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, el 11 de noviembre se realizó en Quito una audiencia pública. Frente al relato institucional de vulneraciones a los derechos humanos, el gobierno hizo presente su preocupación por los daños materiales y los derechos humanos de todas las personas vandalizadas, descartó la ocurrencia de violaciones a los derechos humanos y calificó los excesos en el contexto de disturbios y violencia que superan las manifestaciones pacíficas.

No es posible relativizar la violación a los derechos humanos. En el derecho internacional y en la Constitución política, quienes incurren en violaciones a los derechos son los agentes del Estado. Las consecuencias derivadas de actos vandálicos, saqueo, y afectaciones a la propiedad privada y la integridad física por y entre particulares no pueden quedar impunes y deben ser objeto de investigaciones y sanciones conforme al ordenamiento jurídico común. Con miras a favorecer un diálogo institucional que genere confianza ciudadana y adhesión social, se requieren mejoras y avanzar hacia un sistema nacional de protección de los derechos humanos, de coordinación entre los poderes del Estado y la sociedad civil y de coherencia en la política exterior. A tal fin, cabe recoger la valiosa experiencia acumulada por la Comisión Coordinadora de la Reforma Penal, que establece la ley 20.534, y que incorpora un trabajo técnico de cooperación institucional del gobierno, el Poder Judicial y la sociedad civil.

Una comisión nacional de derechos humanos que favorezca la acción mancomunada y el intercambio de las instituciones estatales y la sociedad civil a nivel nacional y regional favorece el llamado del presidente de la República a la concreción de un Acuerdo por la Justicia y, en particular, para la revisión de los protocolos para el uso de la fuerza por parte de las policías, y de sistematización y rendición de cuentas de la información que obre en poder del Estado.

Juan Pablo Olmedo Bustos

jpolmedo@oej.cl

Datos del Indec

Al acceder a los datos del Indec se puede leer en su página web: "Advertencia sobre el uso de series estadísticas: se advierte que las series estadísticas publicadas con posterioridad a enero de 2007 y hasta diciembre de 2015 deben ser consideradas con reservas, excepto las que ya hayan sido revisadas en 2016 y su difusión lo consigne expresamente". Los nueve años en que las series estadísticas quedaron dañadas (criminalmente en mi opinión) destacan aún más el trabajo del señor Jorge Todesca a cargo del Indec, cuya gestión, no exenta de dificultades y meritoria en esfuerzos (que incluyeron superar problemas de salud), devolvió la credibilidad en los datos estadísticos que provee dicho organismo, de suma utilidad para quienes seguimos sus indicadores por interés académico, profesional o simple curiosidad técnica. Insto además a las nuevas autoridades a mantener, con honestidad intelectual; la advertencia para los lectores del exterior o los más jóvenes; pues el daño estadístico que se señala lo fue para siempre.

José Luis Milessi

DNI 12.215.347

Combatientes

La ley nacional 24.950 expresa: "Declarase héroes nacionales a los combatientes argentinos fallecidos durante la Guerra de las Malvinas". Los 649 caídos en las islas tuvieron algo en común, estaban participando del conflicto, cada uno en el puesto de combate asignado. De ese total, 17 integrantes de las tres Fuerzas Armadas murieron en la costa de la Patagonia, afectados a la defensa de bases aéreas militares, desde donde nuestra aviación atacó a la flota británica. Aproximadamente 12.000 combatientes estuvimos junto a ellos participando de esa misma defensa. Sin embargo, en estos 37 años, los distintos gobiernos no reconocieron nuestra condición. El papa Francisco considera que se nos usurparon títulos y honores, la Corte Suprema falló en favor en los casos Gerez y Arfinetti, el exjefe del Estado Mayor Conjunto de las FF. AA., VGM brigadier general Chevalier, realizó el padrón de los que participamos sin recibir honores y beneficios, y recientemente, hasta nuestro enemigo de 1982, representado por el veterano de guerra inglés Edward Denmark, pidió al presidente Macri darnos lo que corresponde. Pedimos que las nuevas autoridades den solución a esta injusticia histórica. Necesitamos recuperar nuestra identidad.

Tulio Fraboschi

Sec. Ing. Dep. 601

tuliofraboschi@ hotmail.com

Aerolíneas

Como todos los años, al comenzar la temporada veraniega el gremio aeronáutico inicia paros para presionar al presidente de Aerolíneas Argentinas y conseguir un aumento salarial. Ante la necesidad imperiosa del usuario de trasladarse y la preocupación del Gobierno por el bienestar de las personas, se negocia y generalmente se llega a un acuerdo con algún incremento.

Por otro lado, en el caso de los pilotos, no se advierte que existe una elevada desocupación y que poseemos disponibilidad de gente muy capacitada de la Fuerza Aérea, que no vuela, lo mismo que personal técnico y de servicios, por no ser prioridad en esta etapa institucional las FF.AA., disminuidas al límite. Entiendo que la solución pasa por privatizar o dar en concesión AA, los servicios que presta y los distintos trabajos que hacen al uso y mantenimiento de los aeropuertos, y que la condición fundamental es la excelencia y responsabilidad de quienes se hagan cargo. ¡Basta de cargar la mochila de empresas deficitarias, con huelgas constantes y déficit! No ser dueños de AA no atenta para nada contra la soberanía del país ni afecta nuestro patriotismo, y disminuye el gasto público.

Ana Sofía Aráoz de Lamadrid

DNI 3.676.593

Colados en el subte

Viajo diariamente en la línea B del subte, y cada vez con mayor frecuencia veo gente que ingresa sin pagar el pasaje. Directamente saltan por arriba de los molinetes, o tuercen un molinete para ingresar por un costado, o simplemente entran por la salida de emergencia. Todo esto ante la mirada atónita de quienes, con mucha dificultad, seguimos pagando el viaje. Nadie hace nada. Los empleados del subte miran para otro lado. La seguridad está ausente. ¿Qué nos pasa? ¿Se ha roto el contrato social que nos compromete a vivir en sociedad bajo normas que todos debamos cumplir? Cada uno puede tener su propia justificación para viajar gratis, pero las reglas deben ser comunes a todos, y las justificadas excepciones deben ser administradas sabiamente.

Jorge Daniel Orellano

DNI 17.107.687

ARA San Juan

A dos años del naufragio del submarino ARA San Juan, el dolor por la pérdida de nuestro hijo no desaparece. No obstante, deseamos expresar nuestro público reconocimiento a todo el personal de la Armada Argentina, militar y civil, que desarrolló con gran esfuerzo todas las acciones necesarias para encontrar navegando al submarino, luego para rescatarlos con vida si se habían hundido en bajas profundidades, y finalmente para ubicar el casco hundido. A todos los que operaron los medios navales en condiciones meteorológicas muy adversas y a las centrales de operaciones, a quienes desarrollaron todos los cálculos científicos para encontrar una explicación y obtener experiencia, a todos los que desde todos los niveles de conducción tomaron las decisiones más adecuadas en cada momento de la tragedia y en especial a la gran familia naval y amigos en general, que rezaron y que continúan haciéndolo por nuestros 44 jóvenes navales.

Con la seguridad que ya han sido recibidos por nuestra patrona Stella Maris, solo nos resta decir muchas gracias.

Capitán de Navío (RE) Jorge R. Bergallo y señora

DNI 8.069.997

En la red

Decidido respaldo de Alberto Fernández a la legalización del aborto

Facebook

  • " Señor presidente electo, no a la cultura de la muerte de inocentes que usted no va a dejar vivir" - Graciela García de Celdeiro
  • "Eso es provocar a un país, no todos lo votaron. En lugar de diálogo hace que la grieta sea mayor" - Lucrecia Alemán

Los textos destinados a esta sección no deben exceder las 15 líneas o los 1100 caracteres. Debe constar el nombre del remitente, firma, domicilio, teléfono y número de documento. Por razones de espacio y de estilo, LA NACION podrá seleccionar el material y editarlo. Los mensajes deben enviarse a: cartas@lanacion.com.ar o a la dirección: Av. del Libertador 101, Vicente López (B1638BEA) Buenos Aires, Argentina

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.