Acuerdo con Irán: el kirchnerismo obtuvo dictamen tras un debate caliente con Timerman

El canciller defendió en Diputados el proyecto del Gobierno; tuvo duros cruces con Carrió, Pinedo y Gil Lavedra; mañana se trata en el recinto; dudas por el quórum
El canciller defendió en Diputados el proyecto del Gobierno; tuvo duros cruces con Carrió, Pinedo y Gil Lavedra; mañana se trata en el recinto; dudas por el quórum
(0)
27 de febrero de 2013  • 00:11

Después de varios idas y vueltas sobre su posible disertación en Diputados, el canciller, Héctor Timerman , participó ayer de un debate frente a tres comisiones de esa Cámara, un día antes de que el proyecto para ratificar el memorándum de entendimiento con Irán juegue su futuro en el recinto.

Tras la intervención del Canciller, el plenario comisiones de Relaciones Exteriores, Asuntos Constitucionales y Justicia de la cámara de Diputados emitió ayer un dictamen de mayoría sobre el proyecto presentado por el Gobierno. El bloque de diputados del Frente para la Victoriaa junto a sus aliados, reunió 59 firmas mientras que los restantes diputados se repartieron entre un dictamen que encabeza Jorge Yoma y otro de Elisa Carrió.

Antes de la firma del dictámen, durante seis horas Timerman fue el centro de un debate caliente, plagado de cruces y declaraciones de peso. Pero el canciller terminó abruptamente con la reunión cuando dejó el recinto, lo que provocó la salida de los diputados radicales en actitud de protesta.

En la reunión disertaron legisladores oficialistas y opositores, funcionarios, dirigentes de la comunidad judía y familiares de algunas de las víctimas del atentado. Timerman se ofendió y cruzó distintas "chicanas" con diputados de los principales bloques opositores que rechazan el acuerdo con Irán.

El primer encontronazo fue con el jefe del bloque radical, Ricardo Gil Lavedra, a quien el canciller le repreguntó ante sus cuestionamientos qué era lo que le molestaba del acuerdo con Teherán y el diputado de la UCR respondió: "Me molesta que negocie con los asesinos".

El canciller también discutió con la diputada Patricia Bullrich, quien le pidió que "jurara" que la negociación con Irán comenzó el año pasado.

Luego, Timerman descartó que haya "un interés comercial" detrás del acuerdo firmado con Irán. "Jamás lo haremos [negocios comerciales con Irán]. Nuestro compromiso es con la justicia no con el comercio", apuntó.

Fuertes cruces con Pinedo y Carrió

Minutos de tensión se vivieron cuando el diputado del PRO, Federico Pinedo, tomó la palabra, y le preguntó al Canciller argentino, Héctor Timerman: "Quisiera saber por qué razón se firmó el acuerdo con Irán justo el día del holocausto", preguntó Pinedo.

"Me acaba de ofender en lo más intimo de mi ser", pegó el grito Timerman. "Retire sus palabras por decir que yo acepté una imposición del gobierno iraní", le pidió timerman. "Me voy a quedar acá hasta las dos de la mañana porque usted me está ofendiendo"

Luego, llegó el turno de la diputada Elisa Carrió. "Por el conocimiento y cariño que nos tenemos, quiero que recuerde cuando acordamos para que usted se fuera a trabajar con el kirchnerismo", le dijo la legisladora de la CC a Hector Timerman, y se adelantó: "No crea que esto es una cuestión personal o política. Los dos sabemos que ambos somos creyentes".

Con ese adelanto, Carrió retrucó: "Le quiero decir de todo corazón, Canciller Timerman, que usted a entregado al pueblo hebreo, y al pueblo argentino, y yo en su lugar hubiera renunciado antes de firmar esta vergüenza", en relación al acuerdo con Irán.

La defensa del Gobierno

En su discurso, Timerman repitió los conceptos de su la exposición ante el Senado. En ese sentido, remarcó la importancia de la declaración indagatoria, aunque volvió a admitir que los imputados tienen derecho a no declarar.

"Tienen derecho a negarse a declarar. La declaración de indagatoria representa una oportunidad para que los imputados emitan su defensa material", repitió el canciller, en un discurso de más de 40 minutos.

"No quiero que estas declaraciones sean entendidas como una pérdida de esperanza. Se trata simplemente que entendamos cuáles son las reglas del juego", dijo. "Podemos acumular otras 200.000 fojas, pero si no se cumple con las declaraciones indagatorias no se registrara ningún avance significativo en la causa", agregó.

Estretagia oficialista

En la reunión de ayer el oficialismo conocía que tenía los votos necesarios para dar dictámen al proyecto y permitir que pase a la votación en el recinto. Hoy, en cambio, el escenario es distinto. Mientras la oposición busca una estrategia común para evitar su aprobación, el kirchnerismo no tiene asegurado el quórum.

Frente a esta situación -generada principalmente por el distanciamiento de los diputados Facundo Moyano, Omar Plaini, Jorge Yoma y Blanca de Peralta de la Casa Rosada-, el oficialismo evalúa una polémica jugada: reincorporar a dos legisladores que habían interrumpido su mandato para asumir en cargos del Ejecutivo de sus provincias.

Así lo hizo ya Beatriz Mirkin, que el mes pasado juró como ministra de Desarrollo Social de Tucumán, gobernada por José Alperovich, su cuñado. Se espera que también lo haga Carlos Eliceche, que el 8 de este mes asumió como ministro coordinador del gobernador de Chubut, Martín Buzzi.

Eliceche había pedido licencia como diputado y Mirkin había presentado su renuncia, pero ninguna de las dos presentaciones fue tratada aún por la Cámara.

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.