Hicieron una fiesta clandestina en un yate sobre el río Paraná y casi lo hunden