Santa Fe. Liberaron al "poliremisero" que mató a dos asaltantes y lo celebraron con una marcha

Crédito: Diario Uno Santa Fe
José E. Bordón
(0)
22 de agosto de 2020  • 12:59

SANTA FE. El remisero-policía Franco Rolón, de 27 años, involucrado en el cruento hecho de Sauce Viejo, un distrito vecino a esta capital, donde murieron dos jóvenes que intentaron asaltarlo, quedó en libertad esta mañana después de que el juez de Investigación Penal Preparatoria (IPP) Pablo Busaniche resolvió que continuara en esa situación mientras se sustancia la causa para el posterior juicio.

La decisión fue celebrada con gritos y llantos por miles de remiseros, taxistas, policías de franco y familiares de Rolón y de otras víctimas de la inseguridad en la región. La plaza 25 de Mayo, frente a Tribunales y a la misma Casa de Gobierno, se convirtió pasadas las 9 en una caja de resonancia de otra movilización, más numerosa que la del jueves último.

Silvia, la mamá del imputado, reclamó de viva voz su liberación. "Mi hijo no se levantó pensando en que esa noche iba a matar a dos ladrones. El se levantó pensando en ir a trabajar para seguir con el objetivo de construir su casa y constituir una familia", aseguró.

El jueves, en la audiencia imputativa, se le atribuyó a Rolón el doble homicidio agravado por el uso de arma de fuego. En cambio, esta mañana, en la audiencia de prisión preventiva, el fiscal, Andrés Marchi, relató aspectos de la investigación y propuso la modificación de la carátula del caso, que quedó ahora como doble homicidio agravado, con exceso de legítima defensa.

Para poder acreditar lo ocurrido esa noche fueron clave los peritajes, ya que no hubo testigos del hecho.

Las partes arribaron a un acuerdo para que el remisero-policía continúe en libertad con alternativas a la prisión.

"La fiscalía entendió un exceso en la legítima defensa", insistió ante los periodistas el Dr.Romeo Díaz Duarte, abogado del remisero-policía. "Entendemos que es lo justo y que el proceso debe continuar", añadió.

El abogado consideró que "bregamos porque la conducta de este hombre estuvo ajustada a derecho, porque realmente era su vida o la de ellos, no había alternativa", subrayó.

El caso

El hecho que tuvo como protagonista a Rolón se registró alrededor el martes pasado alrededor de las 23, en la intersección las calles 8 y 21, en el barrio Villa Adelina, límite entre Santo Tomé y Sauce Viejo.

El policía-remisero disparó su arma reglamentaria y mató a uno de los presuntos ladrones, identificado como Jorge Armando Wanvélez, de 23 años. El otro joven, Diego Martín Merlo, de 19, murió pocos después en el Servicio de Atención Médica a la Comunidad (Samco) de Santo Tomé.

La víctima del asalto, que tomó la decisión de resistirse utilizando su arma reglamentaria, es un policía de la provincia de Santa Fe con destino en la comisaría 26 de la ciudad de Villa Gobernador Gálvez (Gran Rosario) que a su vez trabaja al volante en uno de los coches de la remisería.

Familiares de las víctimas admitieron que los asesinados tenían antecedentes de robo pero reclamaron justicia "porque los mató un policía que supuestamente sabe que debe resolver estas circunstancias de otra manera".

Fuentes policiales confirmaron que ambos fallecidos tenían frondosos prontuarios.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.