srcset

Turismo

Diez destinos imprescindibles en la hoja de ruta del 2020

Guido Piotrkowski
(0)
29 de diciembre de 2019  

1. Dubai. El futuro llega con la Expo 2020

La Expo 2020 que se celebrará en Dubai con el tema Conectando mentes, creando el futuro, será una ocasión única: durará seis meses, desde octubre de 2020 hasta abril de 2021. Habrá ciento ochenta países que presentarán los últimos avances en sostenibilidad y movilidad. Se inaugurará el Museo del Futuro y se presentarán los coches voladores.

La Expo 2020 que se realizará en Dubai abrirá las ventanas para espiar el futuro
La Expo 2020 que se realizará en Dubai abrirá las ventanas para espiar el futuro

El stand de la aerolínea Emirates mostrará como será el futuro de la aviación dentro de 50 años y los visitantes podrán experimentar con células avanzadas, sistemas de propulsión, fuselajes futuristas y materiales compuestos ultramodernos.

No es para menos: Dubai es un cúmulo de excentricidades. Por eso, un viaje al exótico Emirato representa una buena oportunidad para conocer el edificio más alto del mundo, que es el Burj Khalifa, tiene 828 metros y 16 pisos; o ir de compras al Centro Comercial más grande del mundo, el Dubai Mall, con 1200 locales y 502 mil metros cuadrados.

Pero eso no es todo, acá hay pistas de esquí en el desierto y próximamente se inaugurará un resort en un archipiélago artificial donde habrá nieve todo el año y dormitorios submarinos.

2. Japón. Juegos Olímpicos y otras tradiciones

Los Juegos Olímpicos, que se realizarán entre el 24 de julio y el 9 de agosto, serán una buena excusa para adentrarse en lo más hondo de la cultura nipona. Más allá de los clásicos barrios y paseos de Tokio, se abrirá al turismo zonas menos frecuentadas como Tohoku, ubicado a pocas horas en tren bala de la capital. Acá se reconstruyeron instalaciones turísticas y se armaron, tras el terremoto de 2011, nuevas rutas temáticas, como la ruta por destilerías por donde, dicen, se produce el mejor sake del mundo. Este es uno de los rincones más tradicionales de Japón, donde hay pequeñas localidades y antiguos barrios samuráis con templos del siglo XII.

El nuevo National Stadium Sunday, que recibirá a los Juegos Olímpicos en Tokio
El nuevo National Stadium Sunday, que recibirá a los Juegos Olímpicos en Tokio Crédito: AP

La Ruta del Dragón, que cruza las localidades de Nagano, Hida Takayama, Shirakawa-Go y Kanazawa, es otra de las alternativas para adentrarse en el milenario Imperio del Sol.

En Nagano hay que visitar el castillo Matsumoto, una fortaleza medieval del siglo XV. En Hida Takayama, cada 14 y 15 de abril se lleva a cabo el festival de primavera de Sanno, un desfile de vistosos carruajes. En la aldea de Shirakawa-go, que es Patrimonio Mundial por la Unesco, el visitante puede hospedarse en casas tradicionales del estilo gassho-zukuri, que son estrechas, altas y tienen tejado triangular de paja. Y en Kanazawa hay que visitar el jardín Kenrokuen, uno de los tres más famosos del país.

3. Bután. El pequeño reino ecosustentable

El pequeño reino budista, ubicado en el sur de Asia, que limita con India y China, se abrió al turismo recién en 1974, mientras que la TV fue permitida desde 1999, lo que demuestra un férreo proteccionismo frente a la penetración cultural de Occidente.

El reino de Bután se convertirá en una nación ciento por ciento ecológica
El reino de Bután se convertirá en una nación ciento por ciento ecológica Crédito: Shutterstock

Al mismo tiempo, Bután es el único país con huella de carbono negativa, y en 2020 se convertirá en una nación totalmente ecológica. En 1999 se prohibió la utilización de bolsas de plástico, el tabaco es ilegal, y debe haber por lo menos el 60% de área forestal. Además, en este peculiar país, que es uno de los más pequeños del planeta, con 750 mil habitantes y 8 mil km2, en vez de medir el PBI, miden el índice de felicidad.

A los turistas se les cobra un tasa diaria de 250 dólares, que responde a la política turística de valor alto, impacto bajo. El exótico reino alberga hermosos monasterios y fortalezas, en medio de espectaculares paisajes enmarcados en las alturas del Himalaya, montañas que trepan hasta los siete mil metros de altura, como las cimas de Jomolhari (7326 m ). El monasterio Taktsang, también conocido como el Nido del Tigre, es un santuario emblemático del budismo himalayo, un templo que parece "colgar" de los acantilados sobre el valle de Paro, a más de 3000 m de altura. Es, sin duda uno de los highlights en visita a Bután.

4. Croacia.Cultura y playas en la pequeña Rijeka

2020 será el año de Rijeka, una ciudad portuaria sobre el bellísimo golfo del Carnaro, al que también se conoce como Bahía de Kvarner. Es que este enclave será la capital Capital Europea de la Cultura (junto a la irlandesa Galway).

Con ese motivo vienen trabajando desde 2016, y ya se abrieron nuevos espacios, museos y centros culturales, tales como el Museo de Arte Moderno y Contemporáneo, la Biblioteca Municipal, la Casa de los Niños, el Museo de Rijeka, el centro cultural RiHub y el museo-nave Galeb (Gaviota).

Todas estas novedosas y atractivas razones son buenas excusas para recorrer algunas de las más bellas islas en el golfo, entre las que se destacan Rab, Losinj, Cres y Krk. Estos enclaves albergan antiguas ciudades amuralladas, con arquitectura veneciana, y ostentan preciosas playas sobre el mar Adriático. Habrá diversos eventos como el festival para niños Tobogán, el Porto Etno Festival of World Music and Gastronomy y el Sailor Sweet & Salt Music Festival. Una de las joyas, sin dudas, será la exposición Klimt Desconocido: Amor, Muerte, Éxtasis, que presentará obras raramente vistas de un joven Gustav Klimt.

5. Irlanda.Un año para festejar en la animada Galway

Galway es conocida como la ciudad fiestera y bohemia del oeste de Irlanda, y suele albergar un sinfín de festivales y eventos que incluyen el Festival de Arte de Galway y el Festival Internacional de la Ostra y el Marisco.

Este 2020, además, será también Capital Europea de la Cultura y, como tal, espera a sus visitantes con más propuestas que de costumbre: habrá espectáculos callejeros, música, teatro y danza, que se suman así a la habitual animación, sobre todo la que ocurre en sus clásicos pubs.

Es que en cualquier rincón de Galway suele haber jam sessions improvisadas con violines, flautas irlandesas y gaitas, que le dan un aire musical a toda la ciudad. Los cafés tienen mesas dispuestas con vista a la calle, para que la gente pueda observar a los artistas callejeros. Uno de los puntos con más movida es alrededor de la céntrica plaza Eyre, que se remonta al siglo XVIII. Este es el sitio de reunión de sus habitantes, ya que la plaza está rodeada de bares tradicionales, donde suena música folklórica irlandesa en vivo. Muy cerca, el Barrio Latino, conserva aún parte de las murallas medievales.

6. Marruecos. El exotismo de la cultura africana

Marrakech será nombrada la primera Capital de la Cultura Africana. Buena excusa para adentrarse en este fascinante país del norte africano, que aprovechará la ocasión para potenciar su ya riquísimo patrimonio cultural.

La capital de este multiétnico estado africano en el que conviven la mayoría de bereberes y musulmanes, que recibió influencias diversas a lo largo de su historia, que resultaron en un variado mosaico cultural, alberga la antigua Medina, una ciudad amurallada y laberíntica del Imperio Bereber, con mercados donde se consiguen preciosos tejidos, cerámicas y joyería. El minarete Morisco de la Mezquita de Kutubía, que se avista desde lejos, es uno de los símbolos de la ciudad, que se eleva al lado de la famosa plaza Yamaa el Fna, un icono. Por acá también se puede conocer el Primer museo del norte de África dedicado a las mujeres, o el museo de Saint Laurent.

Por otro lado, en los últimos años, Marruecos mejoró sus rutas, una buena noticia para adentrarse en Fez, centro religioso y cultural, o Rabat. Además, ahora hay un tren de alta velocidad que permite viajar de Casablanca a Tánger en dos horas.

7. Egipto. El esperado museo frente a las pirámides

El 2020 será un año culturalmente histórico en la tierra de los antiguos faraones y las pirámides, ya que finalmente abrirá sus puertas el nuevo Gran Museo Egipcio, el mayor museo del mundo dedicado a una única civilización. El novedoso edificio estará precisamente en Giza, donde están las famosas pirámides que albergan las tumbas faraónicas, una gran y renovada excusa para visitar la vibrante capital Egipcia, El Cairo, deambular por sus calles y bazares, conocer sus mezquitas o simplemente sentarse a fumar narguile en sus cafés y contemplar el pulso urbano.

Pero un viaje a Egipto no puede, ni debería, finalizar aquí. Hay que adentrarse en este país hospitalario, y viajar rumbo sur hacia la ciudad de Luxor sobre la ribera del mítico río Nilo para conocer los antiquísimos templos de Luxor o Karnak, el Valle de los Reyes y Las Reinas; y de ahí viajar hasta Asuán, la puerta de entrada al desierto, la cultura Nubia y las ruinas de Abu Simbel.

Otra opción es tomar rumbo norte, y viajar hacia la mítica Alejandría, fundada por Alejandro Magno y hoy la segunda ciudad del país, para conocer la restaurada Biblioteca de Alejandría, que alberga un museo de ciencias, un planetario, un centro de estudios y el Instituto Caligráfico y Museo, que atesora 8 millones de libros, 100 mil manuscritos antiguos entre otras joyas.

8. EE.UU. Bicentenario con pan, cerveza y mariscos

El Estado de Maine, en el noreste de Estados Unidos, celebrará su bicentenario, con acontecimientos especiales en ciudades y pueblos de toda la región. Quizá no sea un sitio muy conocido y codiciado, pero en los últimos años tomó gran impulso como destino culinario, sobre todo por sus cervecerías y panaderías artesanales, y los frutos de mar, ya que es el principal productor de langostas de Estados Unidos.

Pero no todo es comida y bebida en estos pagos donde la naturaleza se presenta poderosa, con bosques maravillosos y picos escarpados, donde se destaca el Parque Nacional Acadia y Bar Harbor, un bucólico pueblo de pescadores a los pies del parque nacional. Maine es, también, un escenario perfecto para las actividades al aire libre y el deporte aventura, ya sea por las aguas bravas de sus ríos o sus bahías se pueden surcar remando con un kayak o en velero. El Museo de Arte de Portland, atesora una importante colección de pintura estadounidense del siglo XIX.

9. Alemania. Homenajes al genial Ludwig van Beethoven

Para celebrar el 250 aniversario del nacimiento del gran Ludwig van Beethoven, Alemania inició hace unos días un año de homenajes con muestras y conciertos que se extenderán por el país, pero tendrán epicentro en Bonn, la ciudad natal del músico, que llegó al mundo el 17 de diciembre de1770.

En Alemania, se homenajeará a Beethoven
En Alemania, se homenajeará a Beethoven Crédito: Beethoven Jubiläums GmbH

Las celebraciones cuentan con un presupuesto de 42 millones de euros: se planean alrededor de mil conciertos, representaciones de ópera, exposiciones y conferencias.

La primera gran exposición se presentó en la Bundeskunsthalle de Bonn se llama "Beethoven - Mundo. Ciudadano. Música". La muestra realiza un recorrido por la trayectoria del compositor, donde se exponen más de 250 objetos. Estará abierta hasta el 26 de abril.

Otro acontecimiento destacado será el 28 de abril también en Bonn, donde se interpretará por vez primera una versión de la conocida como "sinfonía inacabada" de Beethoven, su Sinfonía nº 10 -de la que sólo existen bosquejos- completada íntegramente mediante inteligencia artificial. La agenda completa en bthvn2020.de/en/

10. Costa Rica. Pura vida, cero carbono

Un clásico del ecoturismo podría convertirse en 2020 en uno de los primeros países con huella de carbono cero. El pequeño país centroamericano, genera el 90 por ciento de su energía a partir de fuentes renovables.

Siempre es un buen momento para visitar esta nación que se atraviesa del océano Pacífico al Atlántico en cuestión de pocas horas: 320 kilómetros separan una costa de la otra. Un pequeña pero exuberante porción de tierra que ostenta volcanes indómitos, junglas desmesuradas, bosques húmedos, playas paradisíacas, grandes cascadas y ríos caudalosos. Entornos que invitan, indefectiblemente, a la aventura. También, una flora descomunal y una fauna exótica que llama la atención de los amantes del turismo de naturaleza, como los observadores de aves. Costa Rica, pionero e innovador en turismo aventura -acá se inventó el canopy- es un ejemplo de la industria del turismo desarrollada con alta conciencia ecológica.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.