Premios en educación

(0)
10 de septiembre de 2005  

A pocas horas de celebrarse el Día del Maestro, el arzobispo de Buenos Aires, cardenal Jorge Bergoglio, entregó los premios Juntos Educar 2005 a personalidades e instituciones que han contribuido con acciones constructivas a la educación y la cultura.

El acto se realizó en el aula magna del Colegio Nacional de Buenos Aires y cada uno de los premiados agradeció la distinción.

Santiago Kovadloff, filósofo, expresó que todo premio incentiva el empeño en una tarea inconclusa. El futbolista Diego Simeone se quebró de la emoción al agradecer.

Mariano Mores lo hizo con palabras que emocionaron a todos, al recordar a su padre y señalar que cuando él murió debió interpretar tangos -cuando había estudiado música clásica- para dar de comer a su madre y sus seis hermanos.

Otros premiados fueron el médico Abel Albino, titular de la Fundación Conin, el periodista Oscar Gómez Castañón, la Asociación Síndrome de Down de la Argentina; el hermano Otilio Ortega, con 50 años de maestro de primer grado; el médico y directivo universitario Néstor Julio Auza; las fundaciones Cecilia Bacigaluppo y De Nosotros Depende, la obra Educativa Caacupé, que dirige el padre José Di Paola, en la Villa 21 de Barracas, el Sistema de Educación a Distancia del Ejército, el supervisor escolar Eduardo Dottori; el doctor Aníbal Luzuriaga, difusor de la figura de Belgrano, y monseñor Eduardo Briancesco.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.