Mundial de básquet. Serbia, una muralla humana que infunde miedo, destila talento y parece inexpugnable

La destreza del serbio Vasilije Micic para pasar la pelota
La destreza del serbio Vasilije Micic para pasar la pelota Crédito: AFP
Diego Morini
(0)
7 de septiembre de 2019  • 20:08

FOSHAN, China.- Hablar de Serbia en esta Copa del Mundo de China, implica referirse a uno de los equipos candidatos a jugar la final el 15 del actual en Beijing. "Son enormes. ¡¿Y lo que juegan?! Pfff", dice Gabriel Deck. El serbio es un seleccionado que impacta por su talento, pero que justamente impresiona por su talla. Cualquiera podría decir que se trata simplemente de una muralla humana. Para entender, Vasilije Micic (Efes, de Turquía) y Stefan Jovic (Bayer Munich), son los bases y los petisos del plantel, con 1,96m. Los escoltas, Bogdan Bogdanovic (Sacramento) y Marko Gudric (Fenerbahce), tienen ambos 1,97. El resto de los jugadores, todos, están por encima de los. 2,03 metros.

Cada dato que aparece sobre ellos saca la misma reacción los planteles que están en esta ciudad. Se lo vio a Josh Okogie, el nigeriano que juega en Minnesota, sacudiendo la cabeza cuando vio la jugada que crearon Nikola Jokic y Boban Marjanivoc, en el éxito ante Angola. Estos dos monstruos serbios son parte de un grupo gigantes compuesto por los aleros Marko Simonovic (Zenit de Rusia y 2,03), Nemanja Bjelica (Sacramento; 2,09) y Vladimir Lucic (Bayern Munich; 2,04), más los internos Jokic (Denver; 2,09), Stefan Bircevic (Bonn; 2,10), Nikola Milutinov (Olympiacos; 2,13), Miroslav Radulijca (Jiangsu de China; 2,13) y Marjanovic (Philadelphia; 2,22).

El serbio Boban Marjanovic y sus compañeros saluda a los hinchas
El serbio Boban Marjanovic y sus compañeros saluda a los hinchas Crédito: Reuters

En esta ciudad, las charlas se dan por lo bajo y el duelo de este domingo entre la Argentina y Polonia puede definir quién se enfrentará con Serbia en los cuartos de final. Quien termine gane evitará al equipo balcánico y eso no es un dato menor, ya que todo prefieren evitarlo. "Si ganando evitamos a Serbia, mucho mejor, pero no vamos a cambiar nuestra forma de jugar para no cruzarnos con ellos", cuenta Facundo Campazzo.

Serbia trajo a esta Copa del Mundo el equipo con mayor envergadura de su historia. Desde que comenzó la competencia se sacó del camino a sus rivales casi sin sobresalto: tuvo un debut a la altura de las expectativas con una contundente victoria sobre Angola por 105 a 69, pero después encadenó éxitos ante Filipinas (126-67), Italia (92-77) y Puerto Rico (90-47). Sus números en esta competencia impresionan: 103,2 puntos de promedio por partido, 36,5 rebotes y 30,8 asistencias.

Los subcampeones olímpicos y mundiales tienen un promedio de altura de 2,06 metros. Es muy poco común que un equipo pueda reunir tanta talla sin perder versatilidad. Para empezar, la razón de esta inusual media es la elección de una formación con varios pivotes. Pero lo más llamativo es que en cada posición tiene jugadores muy altos.

Un fan serbio y su ocurrencia
Un fan serbio y su ocurrencia Crédito: Reuters

Para encontrar un equipo similar en la historia de los Mundiales hay que remontarse a Yugoslavia en 2002, cuando ese seleccionado campeón alcanzó los 2,05 metros de promedio entre sus 12 jugadores.

Si bien no hay datos oficiales que permitan decir si es una marca histórica, para entender lo difícil que es que ocurra algo así, vale mencionar que el equipo de Unión Soviética subcampeón en España en 1986, que tenía tres torres como Aleksandar Belostenny (2,14), Arvydas Sabonis (2,20) y Vladimir Tkatchenko (2,21), tuvo un promedio de altura de 2,04 metros.

Bogdan Bogdanovic ataca el aro
Bogdan Bogdanovic ataca el aro Crédito: Reuters

Es que un jugador que mida 1,90m dentro del plantel, ya es suficiente para derrumbar esa estadística tan particular que alcanzó Serbia. Y encontrar tantos bases y escoltas que estén cerca de los dos metros es un lujo que pocos países pueden darse. Grecia es el equipo que lo sigue en este torneo, con 2,04 metros de promedio.

Serbia, según los pronósticos de FIBA, es el primero en la lista de candidatos a ganar este Mundial de China 2019. No precisamente por su altura, sino porque viene acompañada de una jerarquía también gigante.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.