Domingo Cavallo. Los aciertos y los errores del Gobierno, según el exministro

Cavallo habló en un seminario online organizado por Federalismo y Libertad, Fundación Libertad y Club de la Libertad del que participaron unas 200 personas.
Cavallo habló en un seminario online organizado por Federalismo y Libertad, Fundación Libertad y Club de la Libertad del que participaron unas 200 personas. Fuente: LA NACION - Crédito: Enrique Villegas
Gabriela Origlia
(0)
28 de abril de 2020  • 12:04

CORDOBA.- El exministro de Economía Domingo Cavallo proyecta una devaluación importante para cuando la actividad económica retome cierta normalidad y cree que ese ajuste marcará la posibilidad de despegue o de más problemas. Respecto de la negociación de la propuesta de reperfilamiento de deuda , aconsejó que se haga "con humildad, sin prepotencia" y sin culpar "al mundo" de los problemas argentinos.

Controlada la pandemia del Covid-19 , entiende que se debería instrumentar un "buen plan de estabilización" con un régimen bimonetario. Proyectó una devaluación fuerte en el mercado comercial" y advirtió que esa es "la clave para pensar la solución para el futuro" aunque alertó que puede servir para "convencer y recrear la confianza", pero que "si se ve que habrá más desorganización, no habrá regreso ni aplicación de capitales, sino una fuga aun mayor".

Cavallo habló en un seminario online organizado por Federalismo y Libertad, Fundación Libertad y Club de la Libertad, del que participaron unas 200 personas. Insistió en que el país tiene una economía bimonetaria y la seguirá teniendo: "Hay que conseguir que funcione bien. Si se dejara un mercado libre de cambios, pero sencillo para la gente se reemplazaría todo lo que hoy es contado de liquidación y mercados bolsa y paralelo. Por otro lado, hay que alentar a los ahorristas a que mantengan los dólares en el sistema financiero; así va a funcionar la parte dolarizada de la economía".

Según su criterio, si no se avanza en ese sentido la economía "se va a ir ennegreciendo". El planteo del exministro es que el Estado argentino –como está pasando en otras partes del mundo- tiene que "entrar y salir" y no hacerse cargos de empresas o intervenir sectores. "Si llega a ocurrir que termina este proceso con una gran cantidad de compañías en manos del Estado se va a ver muy pronto el mal manejo y después vendrá un proceso de privatizaciones", describió.

Para el economista, la pandemia del Covid-19 encuentra a la Argentina en una "pésima" situación, fruto de los errores de los últimos 70 años. En ese fragmento, se incluyó entre los que tienen una cuota de "responsabilidad".

"Lo que el Gobierno está haciendo es lo que puede; hay críticas respecto de la velocidad a la que se están implementando los programas, pero son dificultades naturales cuando se producen fenómenos inesperados como este –afirmó-. No voy a criticar la emisión porque no hay ninguna otra alternativa para otorgar alivios sociales y ayudar a las empresas a que no quiebren".

PRECIOS

En cambio, sostuvo que para mejorar la situación inmediata y mediata el Gobierno debe "dejar de usar herramientas de intervención directa, dejar que aquellos mercados que todavía funcionen lo hagan con precios libres. Los controles de precios sólo perjudican el funcionamiento de sectores donde todavía hay producción y pueden responder a la demanda".

Enfatizó que pensar que los aumentos de precios de las próximas semanas o meses se evitarán con controles "es una ilusión, una equivocación muy grande". En esa línea remarcó que la inflación aumentará "mucho en el futuro" pero "no en lo inmediato; no habrá una muy diferente a la que venía de arrastre".

Respecto de la reestructuración de la deuda, Cavallo indicó que lo que "no deben hacer" la Nación ni las Provincias es "dar imagen de que está contento por no poder pagar la deuda ni dar espacio a los reclamos de los acreedores". Sostuvo que debe abrirse una negociación y "asegurarse de que la oferta definitiva sea una que los bonistas puedan aceptar".

"Hay que dejar que los negociadores lleven a cabo su trabajo de la mejor manera que puedan –agregó-. Es una lástima que se haga con el aval intelectual de (Joseph) Stiglitz, a quien respeto mucho como economista. Llevar a cabo la reestructuración como una lucha contra los acreedores, contra el mundo, es una gran equivocación". Mencionó que otros economistas internacionales plantean la posibilidad de una moratoria, pero sin culpar a los acreedores de los problemas de los países y reconociendo el contexto internacional.

"Nadie serio puede sostener en la Argentina que el problema de deuda que tenemos fue causado por los acreedores o los organismos multilaterales; es culpa total de la Argentina. Habría que negociar con humildad, sin prepotencia. Hay que pensar que hacia el futuro vamos a tener que volver a funcionar en los mercados internacionales y dependiendo de cómo se lleve a cabo esta negociación será cómo nos traten"

Mercosur e impuestos

Cavallo usó su tono más crítico para referirse a la decisión del Gobierno de interrumpir las negociaciones de libre comercio del Mercosur : "Es muy equivocada; parece una vuelta al proteccionismo del ‘70 inspirada por algún (José Ignacio) De Mendiguren . Si va por esa vía va a fracasar en la estabilización y el crecimiento".

También calificó de "demagógico" el proyecto para gravar la riqueza. "Hay que dejar de pensar en impuestos que gravan al trabajo y a la producción y perfeccionar los que van sobre ganancias –continuó-. Esta es una oportunidad para hacer una reforma del Estado; es probable que la sociedad entienda que ya no se puede seguir despilfarrando dinero y asignándolo a cuestiones que no son claves. Los privados ya hicieron un ajuste".

Casi al cierre, en la etapa de las preguntas de los asistentes, Cavallo elogió a Carlos Melconian por el seguimiento que hace de la economía, aunque dijo que no son dos perfiles comparables porque él venía de un grupo de estudio, de análisis, que hacía programas para la Argentina.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.