El trípode sobre el que se basa el futuro

(0)
29 de diciembre de 2009  

Buena parte del futuro de la economía argentina parece descansar sobre un trípode: Brasil, China y el complejo sojero.

"El complejo sojero es la actividad productiva que da a la Argentina relevancia internacional. En 2009 exportó US$ 13.520 millones, que serían 19.480 millones en 2010. Implica un incremento de 44%, y una nueva cosecha récord. La producción de soja alcanzó sólo 32 millones de toneladas en 2009, y superaría los 50 millones en 2010", dijo Jorge Castro.

José María Fanelli, investigador titular del Centro de Estudios de Estado y Sociedad), señaló que el mundo está cambiando y con ello la productividad relativa de cada país. "Estados Unidos pierde posiciones y aparece China. Lo que se espera es que, si no pasa nada grave, los países emergentes crecerán más que los desarrollados. Quiere decir que si vamos a crecer tenemos que poner los cañones en el mundo emergente: China, India, que se complementan con nosotros. Entramos a este mundo mejor que en otros momentos y con capacidad aparente de acelerar el crecimiento en períodos breves. Lo primero que tenemos que hacer es recuperar la inversión. Hay que concentrarse en las inversiones, en China y en Brasil porque es nuestro vecino más grande, le venderá cosas a China y encima ahora quiere hacerse un país petrolero. ¡Ni locos hay que pensar el Mercosur como antes! La presencia de China y Brasil implica que tenemos que pensar en un modelo bien complicado, que es que tenemos que explotar recursos naturales y encontrar cosas con mucho valor agregado para vendérselas a unos ricos brasileños", dijo.

Beatriz Nofal destacó que hay que mirar con mucha atención a la nueva oportunidad regional. "Brasil es Brasil, y va rumbo a convertirse en la quinta economía del mundo con un crecimiento apuntalado por una combinación de factores, los descubrimientos petrolíferos, las obras de infraestructura y los ingresos asociados tanto a la copa mundial de fútbol en 2014 como a los juegos olímpicos en 2016, la entrada de capitales, la previsible trayectoria descendente de la tasa de interés y la expectativa porque Brasil no tiene un gran desarrollo del mercado inmobiliario, de que haya un desarrollo inmobiliario importante en los próximos años, y los crecientes flujos de inversión extranjera directa. En este escenario es esperable una tendencia a la apreciación del real en los próximos años, que va a favorecer la especialización y complementariedad de la industria argentina con Brasil. Quizás en un Brasil que traccione y demande mucho podamos avanzar en la complementación de cadenas productivas".

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.