Los usos casi ilimitados de la tecnología

Cómo la Internet de las cosas llegó a la logística; soluciones y aplicaciones para mejorar la eficiencia operativa
Cómo la Internet de las cosas llegó a la logística; soluciones y aplicaciones para mejorar la eficiencia operativa
Graciela Cañete
(0)
28 de julio de 2015  

La logística adopta las innovaciones tecnológicas para mejorar sus operaciones, y en la llamada Internet de las cosas (IoT, por sus siglas en inglés), encontró una herramienta para múltiples usos: "La evolución de la tecnología permite conectar a Internet distintos objetos, por caso una máquina o un vehículo, y recibir información para detectar oportunidades de negocios, diseñar estrategias comerciales, optimizar recorridos, modificar zonas de distribución, controlar operaciones, mejorar el servicio a los clientes, brindar información a los usuarios, entre otras posibilidades", afirmó Guillermo Castelli, fundador y director de QuadMinds.

Explicó que "cualquier objeto se puede conectar a Internet a través de dispositivos electrónicos: si colocamos sensores en un camión nos envía la posición del vehículo, los lugares en los que se detiene, a qué hora, la velocidad a la cual circula o el tiempo utilizado para la descarga de la mercadería. Los clientes acceden a nuestro software y pueden monitorear cómo se está cumpliendo la entrega".

También se pueden instalar aplicaciones a los teléfonos inteligentes de los vendedores y distribuidores y el sistema permite que se comuniquen entre ellos, saber dónde están, cambiar los recorridos de acuerdo al tránsito, los cortes de calle.

"El software toma datos disponibles en Internet y los que envían los diferentes dispositivos y así elabora información que ayuda a quienes están trabajando en la distribución; pero además permite controlar las operaciones, saber si los vendedores visitaron todos los puntos de venta asignados. Con la información disponible se hacen estadísticas, se puede planificar y cambiar procesos en busca de una mayor eficiencia, ahorro de costos y kilómetros de viaje", señaló Castelli.

Además, se pueden instalar distintos dispositivos según las características de cada operación y, por caso, para empresas de recolección de residuos hay sensores con RFID que se colocan en los contenedores de basura para que los camiones detecten si están llenos, vacíos o si deben retirarlos para su limpieza; también los recolectores pueden enviar fotos por celular para mostrar el estado de los contenedores.

Otros sensores indican la temperatura de los equipos de frío en el transporte de refrigerados, la temperatura del motor, combustible, aceite, velocidad, o en el caso de transporte de mercaderías frágiles, se colocan sensores de vibración. "Para cada operación se diseñan y fabrican sensores específicos", dijo.

En un almacén se puede controlar la temperatura, humedad, iluminación, volumen, o saber la ubicación de productos y pallets.

"También trabajamos con sensores para transporte público que brindan información útil a los usuarios, por caso, si la formación próxima a la estación llega con los vagones llenos, cuándo llegará la siguiente, demoras en los trenes, horario del arribo", afirmó Castelli. En compañías de correo se pueden organizar las rutas de entrega de paquetería.

"Las empresas creen conocer cómo están trabajando, pero este software les permite monitorear en tiempo real las operaciones, saber los costos que podrían evitar y cómo mejorar la gestión para ser más eficientes", explicó Castelli.

Los sistemas son útiles, agregó, para empresas de consumo masivo, correos, seguridad, transporte y logística, industrias. QuadMinds tiene clientes en Estados Unidos, Brasil, Guatemala, Chile y Perú.

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.