Ser piloto de automovilismo por un día, un sueño que se puede cumplir

Con la nueva EMS Racing, los fanáticos del segundo deporte más popular del país podrán vivir una experiencia única; la propuesta incluye correr en la antesala de cada carrera del TC
Con la nueva EMS Racing, los fanáticos del segundo deporte más popular del país podrán vivir una experiencia única; la propuesta incluye correr en la antesala de cada carrera del TC
Tomás Carrió
(0)
22 de marzo de 2015  

"Va a ser una experiencia única, como jugar un partido de fútbol preliminar con Maradona en la Bombonera." Con estas palabras, el ex piloto y actual vicepresidente de la Asociación de Corredores de Turismo Carretera, Diego Aventín, buscó ejemplificar en qué consiste la nueva propuesta que podrán disfrutar, desde hoy, los amantes del automovilismo.

Es que con el lanzamiento de EMS Racing Bora 1.8T, la nueva categoría diseñada exclusivamente para aficionados, el sueño de correr una carrera en las mismas condiciones y pistas en las que se desempeñan los pilotos del circuito de Turismo Carretera, es posible.

La propuesta, que se pondrá en marcha hoy en Concordia, incluye participar de una carrera televisada en la antesala de cada fecha de la categoría reina del automovilismo nacional, con atención en pista, asesoramiento deportivo, y provisión y recambio de todos los elementos mecánicos necesarios. Además, los participantes podrán realizar dos tandas de pruebas de vehículos y una clasificación que determinará el orden de largada para la carrera, emulando así las experiencias que viven cotidianamente los pilotos profesionales.

La inscripción para participar en cada una de las 14 carreras que se disputarán en la EMS Racing Bora 1.8T tendrá un valor de $ 60.000 más IVA. Y, junto con la experiencia deportiva, ofrecerá el acceso a un espacio VIP al que podrán acceder también familiares y amigos de cada inscripto para ver la carrera y disfrutar también del espectáculo posterior del Turismo Carretera.

Aventín, que está al frente de la categoría que se desarrollará durante todo el año, explica: "La idea es mimar a los participantes, privilegiando la unión de grupo para que puedan tener una experiencia inolvidable". "Ya tenemos 14 inscriptos para todo el campeonato, y en cada carrera hay cupos para 25, así que las expectativas son muy buenas", agregó.

Uno de los participantes que cumplirán su sueño en la carrera de hoy será Alejandro Batura: "Desde chico soy fanático del automovilismo y hace 15 años que no me pierdo una carrera. Por eso el año pasado, cuando se presentó esta posibilidad, no lo dudé. El ambiente que se vive, para los que nos gustan los fierros, es espectacular".

Si bien Batura dice que aún no hizo el cálculo final respecto a cuánto le costará cumplir su sueño, estima que cada fin de semana tendrá un valor aproximado de $ 85.000. Y es por ello que debió buscar sponsors para costearlo.

Es que, además de la inscripción, cada participante deberá considerar gastos como el traslado hacia el lugar de la carrera, alojamiento, seguro para el auto o el equipamiento que utilizarán.

Costos y beneficios

El seguro para toda la experiencia tendrá un valor de $ 5000, y cubrirá cualquier daño que sufra el auto cuya reparación cueste más de $ 40.000 -los costos de los arreglos inferiores a esa cifra correrán por cuenta del piloto-. Mientras que el buzo antiflama de la categoría, que deberán adquirir todos los pilotos que participen de ella, tiene un valor de $ 15.000. La compra o alquiler del casco y demás dispositivos de seguridad también correrán por parte del participante.

Con el costo de la inscripción, la categoría bonificará a los participantes con todos los gastos relacionados al traslado del vehículo hacia el lugar de la carrera, así como también el combustible que consuman y los cuatro primeros neumáticos que utilicen. Sin embargo, debido al uso, éstos difícilmente resistan toda la experiencia. Cada neumático que los participantes decidan cambiar deberá ser abonado, a un costo de $ 1800 cada unidad.

Otro de los beneficios que tendrá cada participante será la posibilidad de incluir publicidades en los laterales de su auto, espacio que les permitirá promocionar a sus patrocinadores, como en el caso de Batura, o a la empresa que poseen. En este segundo grupo, se encuentra José Carlos Montanari, dueño de las concesionarias homónimas y que estará presente en toda la temporada de la categoría mono marca.

"Es un gusto que me quise dar toda la vida. En estos primeros días, me sentí muy bien y estoy con muchas expectativas. Se formó un grupo muy lindo, en el que más allá de que todos queremos ganar, hay un muy buen clima. Pero además es un lugar ideal para hacer negocios", dice Montanari, que se aseguró publicitar su marca en la página oficial de la categoría y en los paragolpes de algunos de los autos que la correrán.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Comunidad de negocios

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.