Cerca de Londres, un bastión del Brexit festeja "la recuperación del país"