Israel está dispuesto a prolongar cese del fuego en la Franja de Gaza

Durante el alto el fuego, las tropas israelíes revisan el armamento que operan
Durante el alto el fuego, las tropas israelíes revisan el armamento que operan Fuente: Reuters
Así lo aseguró un representante del gobierno de Israel respecto de la tregua que termina el viernes; el premier Netanyahu exigió la desmilitarización de la zona en conflicto
(0)
6 de agosto de 2014  • 16:31

TEL AVIV.- Israel mostró hoy su disposición a prolongar un cese del fuego de tres días con los milicianos palestinos en la Franja de Gaza.

Un representante del gobierno israelí explicó a la prensa que Israel no tiene problemas en prolongar la tregua sin condiciones. El cese del fuego actual se inició ayer y está previsto que se extienda hasta el viernes a las 08:00 horas (02:00 hora argentina).

Mientras tanto, la delegación israelí arribó hoy a Egipto para una segunda ronda de negociaciones sobre una tregua permanente. Los israelíes llegaron al caer la noche al aeropuerto de El Cairo, donde participarán en tratativas indirectas.

Los delegados israelíes viajaron previamente anoche a El Cairo para una ronda de negociaciones de varias horas. Negociadores egipcios presentaron a los israelíes un catálogo de exigencias palestinas y recibieron a cambio las condiciones israelíes para un alto el fuego duradero en Gaza.

También en el segundo día de la tregua de 72 horas no se registraban nuevos incidentes hasta esta tarde, según confirmó una portavoz del Ejército israelí.

Por la desmilitarización

El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, instó hoy a la comunidad internacional a exigir la completa desmilitarización de la Franja de Gaza para evitar "tragedias" como la del último mes.

Netanyahu, que convocó hoy a los medios para defenderse de las acusaciones de que su Ejército haya podido cometer crímenes de guerra durante la ofensiva "Margen protector", dijo que "la tragedia de Gaza es que Hamás la gobierna".

"El pueblo de Gaza no es nuestro enemigo. Nuestros enemigos son Hamas y las organizaciones terroristas que tratan de matar a nuestra gente", insistió al pedir a la comunidad internacional que coloque la desmilitarización de la franja en su agenda de trabajo y no el condenar a Israel.

"La prueba ahora de la comunidad internacional no debe ser contra Israel. La prueba para el mundo civilizado es (decidir) si puede defenderse a si mismo", sostuvo acerca de la actuación de su Ejército, que ha generado numerosas condenas en la esfera internacional por el alto número de civiles muertos.

Según fuentes del Ministerio de Salud en Gaza y organizaciones internacionales, más de 1.850 palestinos han muerto en la ofensiva, y calculan que la inmensa mayoría eran civiles.

Israel rechaza esas estadísticas y sostiene que, según sus cálculos, entre 750 y 1000 eran hombres armados y el resto civiles, según un documento militar.

Netanyahu, que ya ha puesto en marcha un dispositivo para hacer frente a posibles demandas internacionales, responsabilizó a Hamás de escudarse entre población civil y dijo que esperaba que, ahora que ha terminado el conflicto, los medios internacionales que estuvieron allí muestren "la documentación acerca de cómo la organización terrorista se aprovechó de la población civil".

Agencias AFP y EFE

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.