Nuevos directores del cine europeo

Debatieron el papel de la crítica
(0)
24 de abril de 2004  

Por segundo año consecutivo, la European Film Promotion (EFP), con el apoyo del Programa Media de la Unión Europea, se inserta en el Bafici con un programa destinado a destacar la presencia del nuevo cine europeo. En esta oportunidad llegaron a la Argentina los directores Emile Deleuze, de Francia; Luis Fonseca, de Portugal; Michelangelo Frammartino, de Italia; Edgard Honetschläger, de Austria; Massimo Iannetta, de Bélgica, y Romuald Karmakar y Jan Krüger, de Alemania, quienes participaron de una reunión de prensa, titulada "Nuevo cine europeo: cómo sobrevir a los críticos", coordinada por Eduardo Antín (Quintín), director del Bafici, y Wieland Speck, integrante del jurado del festival.

Los cineastas coincidieron en manifestar la importancia de la crítica dentro del cine como arte e industria y como vehículo informativo y formativo hacia el público. "Sin embargo --apuntó Deleuza--, en Europa las críticas y los críticos están soportando mucha presión desde los medios, quienes dedican menos lugar a la cinematografía, y desde los espectadores que se volvieron más incrédulos ante lo que recomiendan los críticos."

"Creo que hacer una crítica --subrayó Frammartino-- ya es hacer cine. En lo personal, mediante una frase laudatoria e inteligente de los críticos hacia mis películas, yo aprendo y trato de no repetir errores. Pero deseo que mis producciones sean bien recibidas por el público."

Fonseca fue más terminante: "Yo no puedo respetar a un crítico que se deja apabullar por el exitismo de los Oscar. No conciben a la cinematografía como un arte, sino como una mercadería en fosforescente relumbrón". "Para mí

--interviene Krüger-- el espectador es el primer crítico. No niego la importancia de las opiniones críticas, pero casi siempre existe una distancia entre esa mirada y la del espectador. ¿Quién tiene razón? He ahí la gran pregunta que, creo, nunca tendrá respuesta."

El diálogo entre panelistas y periodistas apuntó hacia varios aspectos del tema. Desde la airada expresión de Honetschläger --"los críticos son una raza en extinción"-- hasta los más contemplativos juicios de Karmar --"hay películas que necesitan de la crítica, y otras que funcionan muy bien a pesar de ella", dijo--, la charla se trasladó a la realidad argentina. Quintín aprovechó para lanzar fuego graneado. "Los editores de las secciones de espectáculos --argumentó-- son los menos calificados para saber qué quiere y qué piensa el público. Son burócratas al servicio de las empresas y desconocen la realidad del cine dentro de un enorme conglomerado de noticias que manejan desde atrás de los escritorios."

Karmakar no se quedó atrás: "Una buena crítica es un augurio de mala boletería. ¿Vale la pena creer a los críticos? No estoy tan seguro. De lo que sí estoy seguro es de que la crítica debe existir como elemento imprescindible para que las películas sean conocidas por los espectadores. Nos guste o no a los realizadores, los críticos son nuestro primer apoyo".

Visitas

  • De los directores que visitan a la Argentina, dentro de la competencia oficial se hallan los films "Mister V.", de Emilie Deleuze, y "Antes quo tempo mude", de Luis Fonseca. En las otras secciones se exhiben "Il Dono", de Michelangelo Frammartino; "Il mare e la torta", de Edgard Honetschlänger; "The Descomposition of the "Soul", de Massimo Ianetta; "Nigthsongs", de Romuald Karmakar, y "Unterwegs", de Jan Krüger.
  • Agenda

    12.00 "S-21: The Khmer Rouge Killing Machine" (Francia-Camboya), de Rithy Panh (Cosmos).

    13.00 "Memories of Murder" (Corea del Sur), de Bong Joon-ho (América).

    14.00 "Route 181" (Francia), de Eyan Sivan y M. Khleifi (Hoyts 8).

    20.30 "Ce Jour-là" (Francia), de Raúl Ruiz (América).

    20.30 "Father and Son" (Rusia), de Alexander Sokurov (Hoyts 10).

    21.45 "Red Hollywood" (EE.UU.), de Thom Andersen (Cosmos).

    23.00 "Good Morning Night" (Italia), de Marco Bellocchio (América).

    23.30 "The Saddest Music in the World" (Canadá), de Guy Maddin (Malba).

    ADEMÁS
    Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.