Luciano Castro, sobre la la filtración de sus fotos: "Fue más angustiante hablar con mi hijo que con mi mujer"

(0)
8 de diciembre de 2019  • 00:00

Hace dos meses, la viralización de unas fotos íntimas de Luciano Castro estuvo en boca del país, lo que generó todo tipo de comentarios. Si bien tanto el actor como su mujer, Sabrina Rojas, salieron a hablar en su momento, esta noche en el programa PH: Podemos Hablar ambos se explayaron sobre el tema y revelaron cómo fue la charla que tuvieron entre ellos y con el hijo mayor de él, que tiene 18 años.

"Mi hijo mayor ya sabía", reveló Luciano antes de darle la palabra a Sabrina. Ella, por su parte, dijo: "Nosotros tuvimos una crisis en el verano, en ese momento cada uno hizo lo que quiso y nuestras deudas están más que saldadas, pero cuando nos reconciliamos no contamos qué pasó y que hicimos porque somos personajes públicos y pueden saltar las cosas. Así como lo conversamos entre nosotros, él también lo hizo con su hijo porque sabía que esto podía pasar".

Castro reconoció que fue mucho más difícil contarle a Mateo que a su pareja. "Con mi hijo la charla fue distinta. Me resultó mucho más angustiante hablar con él que con mi esposa, porque uno tiene en la cabeza la responsabilidad de ser padre y piensa en cómo puede afectarlo, pero mientras pueda hablar con él y tenerlo cerca, está bien".

"Tuvimos una buena charla, quizá me dijo cosas que no me gustaban, pero prefiero que me diga lo que piensa de frente y de forma clara a que sea sumiso y actúe como que no pasó nada", dijo emocionándose hasta las lágrimas. "Yo estoy orgulloso y feliz de mi hijo, todos mis hijos me emocionan. Además, no hice nada malo".

Sabrina aprovechó la oportunidad para recordar, una vez más, que difundir fotos privadas de otra persona es un delito. "Cuando empezás a pasar la foto te convertís en cómplice. Para nosotros, que tenemos la mente abierta, es algo que pasa, pero tal vez le sucede a una persona que de verdad se puede llegar a suicidar de la vergüenza de quedar expuesto en algo tan íntimo. No hay que ser cómplice, no hay que promocionar algo que es un delito. Le puede pasar a tu hija, a tu hermano, a cualquier ser querido y ahí te vas a dar cuenta de lo que es porque lo vas a vivir como si te pasara a vos".

"Está buenísimo cuando es de otro", acotó Luciano, que volvió a decir que no cometió ningún delito al mandar las imágenes. "No hice nada malo, a los únicos que les tengo que dar explicaciones son a mi esposa y a mi hijo mayor. Mientras pueda hablar con ellos, me importa muy poco lo que digan los demás, aunque igualmente me afecte. Llega un momento en que te das cuenta de que tenés que soltar y reírte".

El amor después de las crisis

Fuente: Archivo

Luciano y Sabrina también revelaron cuál es la gran fortaleza de la pareja, un condimento que los ayudó a superar cada crisis. "Tenemos una capacidad de diálogo enorme. Por más que muchas veces no sea grato, es un pacto que tenemos como pareja y lo ejecutamos. 'Sentate y escuchame aunque no te guste', es la clave, y eso nos hace muy bien, es sanador", confesó él.

"Si hay amor vale la pena seguir intentando, siempre hablando de una pareja sana y sin violencia de por medio. Muchas veces, cuando te sentás a hablar la pasás muy mal y revolvés muchas cosas, pero sanar y poder seguir es por eso, por el diálogo y la verdad absoluta que te llevan a darte cuenta si está bueno o no volver a elegir. Si no hay verdad podés caer de nuevo, porque seguís en una mentira", agregó ella.

En cuanto al condimento mediático que, muchas veces, los salpica, ambos coincidieron en que siempre es mejor conversar primero puertas adentro. "No somos de enterarnos por tele de algo que hizo el otro, nunca nos pasó", dijo Rojas. "Sí nos ha pasado que, cuando la gente empieza a opinar, terminás con la energía en el lugar equivocado y enganchándote con cosas que los dos sabemos que son falsas. Empezás a aclarar cosas que no deberías, hasta que ponés un freno".

"Nosotros en ocho años hemos tenido muchas crisis y alguna que otra separación, pero solo una vez se hizo pública", contó la actriz. "Lo interesante es que cuando te ponés a escuchar al resto te das cuenta de que le pasa a todo el mundo. Es insostenible una relación sin roces o crisis".

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Espectaculos

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.