Cómo armar un jardín vertical en tu casa

Si sos amante de las plantas pero no contás con suficiente espacio o querés incorporarlas de una manera distinta, ésta es una manera de incorporarlas a tu hogar
Los jardines verticales son una buena alternativa para sumar verde al interior de tu casa
Los jardines verticales son una buena alternativa para sumar verde al interior de tu casa Fuente: Living - Crédito: Archivo LIVING
Si sos amante de las plantas pero no contás con suficiente espacio o querés incorporarlas de una manera distinta, ésta es una manera de incorporarlas a tu hogar
Gustavo Peláez
(0)
19 de octubre de 2016  • 11:26

El precursor de los jardines verticales fue Patrick Blanck, un botánico francés que a finales de los años 80 creó un sistema artificial que revolucionó la arquitectura y el paisajismo. Blanck se inspiró en los sotobosques tropicales, un área donde la vegetación crece más cerca del suelo y conviven distintas especies.

Los jardines verticales están compuestos por muros con cultivos hidropónicos. Este es un método para cultivar en base a soluciones minerales disuelta en agua que reemplaza el suelo tradicional. Pueden estar instalados tanto en interiores como exteriores y se pueden sembrar toda clase de plantas, especialmente las de tipo colgantes y trepadoras. Las más utilizadas son la Pasionaria (Pasiflora caerulea), el Jazmín de China (Jasminun polyanthum) y de San José (Jasminun nudiflorum), la Santa Rita (Buganvilla), la Glicina (Wisteria sinesis) y los helechos.

Cómo se construyen

Se arman sobre una estructura metálica que se rellena con un sustrato (fibra de coco, turba, sphagnum moss, etc.). Otra opción es usar dos placas de PVC o de fibra de vidrio del tamaño deseado y entre ambas colocar una capa de fieltro y fibra de coco donde se vayan a enraizar las plantas. Siempre deben estar alejadas de la pared (unos centímetros) para no generar humedad sobre el muro y para generar una circulación que estimule el crecimiento de las plantas.

EL RIEGO

* Generalmente es por goteo y en forma de circuito cerrado, donde una bomba hace circular el agua con los nutrientes desde un recipiente o el exceso fluye por canaletas a una rejilla.

* En algunos casos se suman bacterias que ayudan a metabolizar las impurezas o los químicos para controlar las plagas y los hongos.

MANTENIMIENTO

El tiempo que lleve el mantenimiento dependerá de las variedades y la combinación de plantas que se realice. Puede ser semanal o mensual, y está relacionado con el control del sistema de riego, el control de plagas y la poda, según el diseño del mural.

Versión casera

1. Con botellas plásticas que contengan especies chicas. Las botellas deben estar suspendidas del muro.

2. Con organizadores de baño o de placar con tierra. Es un material que resulta súper resistente a la intemperie, siempre que se tome la precaución de no excederse con el agua a la hora del riego.

3. Armando una composición sobre la pared con latas de distintos tamaños (no más de tres medidas distintas).

4. Sobre una base de metal o madera que cuelgue de manera inclinada. Se pueden ubicar pequeñas macetas con hierbas aromáticas para la cocina, como albahaca, ciboluette, orégano y salvia.

5. Con macetas de tela o macetas apilables para jardín vertical (se consiguen en viveros o en la web).

Agradecimiento: Elena Menoy, ele@tendenciaverde.com

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.