Miradas desde la front row

Sofía Sánchez Barrenechea
(0)
2 de noviembre de 2014  

Como directora de arte y consultora de moda (¡y ahora columnista!), todas las temporadas intento asistir a los desfiles de moda más interesantes de la industria para poder ver y entender el universo de cada marca. En mi experiencia, el momento y evento en que un diseñador presenta su colección es tan especial (y casi más importante) como la ropa que presenta. Los desfiles son la manera que ellos tienen para comunicar quiénes son, a quién representan y qué tienen para decir. Tanto las grandes marcas como los jóvenes diseñadores tienen su lugar en el marco de la moda internacional, y es muy interesante cómo ellos se desarrollan y crecen para, muchas veces, terminar siendo los líderes de estas emblemáticas marcas. Nicholas Ghesquière reposicionó la mítica casa de Balenciaga durante 15 años para ser reemplazado en 2013 por Alexander Wang. Luego tomó las riendas de Louis Vuitton cuando Marc Jacobs decidió abandonar su puesto como director creativo de la marca. O mismo el rumor de la temporada que se confirmó a fines de la semana de la Moda de París: John Galliano será el nuevo diseñador de la mítica Maison Martin Margiela, sin olvidar que estuvo varios años escondido después de una escandalosa salida de Dior, por un video que salió a la luz en el que se lo ve diciendo comentarios antisemitas. Como estas historias hay muchas, que sin darnos cuenta, y nos guste o no, han influido la manera en que casi todos nos vestimos.

Un lugar: París

Un evento: El desfile de Chanel. Esta temporada Karl hizo un espectacular desfile donde recreó la ciudad de París dentro del Grand Palais.

Un esencial: La moto: es la mejor manera de evitar el tráfico y llegar a tiempo a todos lados. Y para ir al aeropuerto: la mototaxi.

Una tendencia: la temática parisiense. Yaz Buckey hizo una linea de accesorios de acrílico basada en elementos parisinos.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Lifestyle

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.