Salió a la luz una repudiable foto de archivo de William y Kate