¿A cuál Cristina creerle?