Sin discusión. Un debate de ficción en el Congreso