La "campaña dulce” de Pro: helado, pochoclo y chupetines bajo sombrillas amarillas en la Ciudad

En Rivadavia y José M. Moreno, un camión de helado Pro alegró a los transeúntes
En Rivadavia y José M. Moreno, un camión de helado Pro alegró a los transeúntes Crédito: @SAParodiOK
Desde la campaña de Rodríguez Larreta se desligan de la estrategia; en las comunas, también; la Juventud Pro admite cierta participación; críticas y elogios entre los transeúntes; los más chicos, encantados
Brenda Struminger
(0)
21 de abril de 2015  • 00:49

Se acerca la fecha de las elecciones primarias y en las esquinas porteñas, entre las primeras hojas secas del otoño, proliferan los puestos partidarios. Como en cada campaña, militantes de las diversas fuerzas reparten folletos y debaten con los transeúntes en los barrios. Lo habitual.

Excepto por una novedad: esta vez, bajo las sombrillas de Pro, jóvenes -y no tanto- con pecheras estampadas con el nombre "Horacio" regalan helados, manzanas, pochoclo, chupetines y alfajores empaquetados en envoltorios que aluden al jefe de gabinete y aspirante a la jefatura del gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta. Incluso, en Semana Santa, regalaron huevos de pascua para abogar por el candidato de Mauricio Macri en la Ciudad.

Rodeados de los ya clásicos globos amarillos –el color oficial de Pro- pero también verdes y celestes, los militantes "larretistas" escarban, con cucharas, en tachos repletos de helado cargados en carritos también identificados con Larreta. Lo distribuyen en pequeños potes multicolores entre quienes caminan en las principales arterias porteñas. También regalan manzanas, chocolatines, pochoclo y alfajores. Incluso café, flores y los mismos globos con los que decoran los puestos.

Durante abril pudo vérselos los fines de semana, pero también en días hábiles repartiendo distintos tipos de dulces en la intersección de las avenidas Acoyte y Rivadavia, en Caballito; de Medrano y Rivadavia, junto a la confitería Las Violetas; sobre Triunvirato, entre los Incas y Monroe, en Villa Urquiza; en Florida y Corrientes, en pleno microcentro; en avenida Corrientes y Callao, en Barrio Norte; en avenida Corrientes y Scalabrini Ortiz, en Villa Crespo; en Corrientes y Juan B. Justo; en Santa Fe y Pueyrredón, en Barrio Norte; en Cabildo y Juramento, en Belgrano. Las esquinas podrían seguir enumerándose. En los potes de helado, se lee un slogan: "Un equipo de 3 millones de vecinos".

Militantes de Pro en Almagro, en avenida Rivadavia y Medrano
Militantes de Pro en Almagro, en avenida Rivadavia y Medrano Crédito: @puede_fallar

En una de las esquinas de Caballito donde estuvo presente el carro de helados de Pro, una militante de la mesa de "Horacio", radical histórica, reveló a LA NACION que recibió críticas por el reparto de golosinas. "En el Frente para la Victoria nos dicen que repartimos helados, pero ellos reparten el pancho y la coca [sic], así que no pueden decir nada", dijo la mujer.

Ella tampoco está al tanto de quiénes fueron los ideólogos y ejecutores de la repartición de helado, aunque a mediados de abril los "heladeros" estuvieron junto a ella en el puesto partidario durante una tarde de sábado.

En la misma esquina, en nombre de la precandidata Gabriela Michetti, también regalan dulces, aunque con menor despliegue: se limitan a los caramelos. El sábado pasado, protegida del sol bajo una sombrilla amarilla, una pareja de militantes repartía bolsitas rellenas con masticables de diferentes sabores y folletos de "Gabriela", la contrincante de Larreta en las internas de Pro.

"Esto viene de arriba, de la campaña de Gabriela. Los caramelos son para los abuelos y los chicos", dijo a LA NACION Ana Paulino. Su compañero, Omar, completó: "Es una forma de llegar a los padres". Ambos son radicales y militan a favor de Pro.

Ana y Omar, dos militantes a favor de Gabriela Michetti en la interna de Pro, apelan a los caramelos para atraer votantes en Acoyte y Rivadavia
Ana y Omar, dos militantes a favor de Gabriela Michetti en la interna de Pro, apelan a los caramelos para atraer votantes en Acoyte y Rivadavia Crédito: Brenda Struminger

En la vía pública, los caminantes se alegran por la iniciativa o la desaprueban por lo bajo. "Es una estrategia de marketing. Les regalan globos y helado a los chicos para tener tiempo de charlar con los padres y convencerlos", analizó, en diálogo con LA NACION, Nicole, una comunicadora social de 26 años que se encontró con un puesto de Pro en Cabildo y Juramento.

Eugenia, de 28 años, gerente de Recursos Humanos, agregó: "Me gustaría que en lugar de comprar tu voto o simpatía con un chocolatín se coparan un poco más a debatir qué quieren hacer con el país y la ciudad". En Twitter y Facebook también hubo indignación, pero muchos usuarios festejaron la propuesta.

Helado, helado

¿A quién se le ocurrió la idea que alegra a los chicos en la calle y despierta tantos elogios como críticas entre los mayores? Desde la dirección de la campaña de Larreta dijeron a LA NACION que no tuvieron nada que ver con la "dulce" ocurrencia y sugirieron que se trató de una iniciativa espontánea de las comunas.

"No son ideas centrales. Son de candidatos a comuneros que laburan en la campaña de Horacio, que les sirve colgarse de la boleta", sostuvo Fernando De Andreis. En los barrios también se desligaron: "Esto no es de mi comuna. En Recoleta no somos muy propensos a regalar. Dimos chocolates en Pascuas porque es una tradición. Pero entre la cantidad de globos, las propuestas, y las presentaciones de candidatos, no sirve sumar más a la campaña. No considero que una persona de Recoleta te vote o te deje de votar por un pochoclo o por un helado", dijo Fernando Carrillo, presidente de la Comuna 2, en diálogo con este medio

"Ni se me ocurriría", agregó Marcelo Iambrich, titular de la Comuna 6, que abarca el barrio de Caballito. "Yo formo parte del equipo de Horacio y esto no pertenece a su lineamiento. Lo que hay es gente que colabora con cosas, propias y ajenas, ya sean batucadas, globología o parques inflables".

Crédito: @SAParodiOK

Desde la Comuna de Flores y Parque Chacabuco, Guillermo Peña se mantuvo en la misma sintonía: "A nosotros nos bajan una línea de campaña con folletería, boletas y sombrillas. Eso es lo que usamos. En mi comuna sé que hubo [golosinas], pero no es lineal, viene con cada comunero o militante. Nosotros somos responsables de mantener la misma línea de campaña que viene desde Andreis", sostuvo.

Desde Juventud Pro se adjudicaron la idea del pochoclo y los chocolates, pero no la del helado: "Nos pareció divertido, desde la Juventud tratamos de dar un regalo buena onda. La campaña del partido fue hacer gestión, pero agregamos un detalle. No es algo costoso, sino sencillo, fuimos a un mayorista y compramos pochoclo y huevos de pascua. Con el helado no tuvimos que ver pero nos parece una muy buena idea", dijo a LA NACION el presidente de los jóvenes que apoyan a Macri y a Larreta, Maxi Sahonero. Adelantó que planean continuar con este tipo de iniciativa.

MÁS LEÍDAS DE Politica

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.