Los docentes rompieron el diálogo y anunciaron un paro nacional para el 6 y 7 de marzo