Bocados, recetas con tradición familiar

Por Yanina Lo Giudice
(0)
28 de febrero de 2004  

En el kilómetro 50 de la Panamericana, en Pilar, se da cita la más genuina cocina del Medio Oriente.

Rosita Avzaradel decidió poner en práctica una amplia colección de recetas que se ha transmitido en su familia, de ascendencia turca, de generación en generación. Con dicho fin abrió su emprendimiento, Bocados.

Desde hace diez meses pueden degustarse allí exquisiteces originarias de la isla de Rodas, y que aun en la actualidad se consumen en Turquía, Arabia y Armenia, además de clásicas delicias de la repostería.

Las especialidades se destacan por ser artesanales y poseer, en su mayoría, ingredientes del Mediterráneo.

Los entradas frías más solicitadas son la ensalada Belén (4 o 6 pesos, para compartir), que consiste en una perfecta combinación de berenjenas y morrones fritos con castañas de Cajú y pasas, y otra de tomate, cebolla, perejil, morrón y trigo burgol, denominada tabule (4 y 6 pesos).

Entre las entradas calientes se destacan varias especialidades: cebollitas rellenas con carne, arroz y damasco (5 y 7 pesos); lajmayin de carne, empanadas con carnes maceradas y especias; keppe frito, albondiguitas de carne y trigo rellenas con carnes y especias, y sambusse, empanaditas de queso, todas, a un peso la unidad.

Como platos principales, son recomendados la mousakka, lasaña de berenjena, tomate y mozzarella; los varinekes, ravioles rellenos de papa y cebolla con salsa típica, y el pilav persa, pollo deshuesado, y arroz oriental con almendras y pasas.

Bocados está en Las Magnolias y ruta 8. Abre de lunes a domingos, de 9 a 22. Pedidos por el (02322) 644770.

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.