Villa Gesell: la defensa protestó porque "la opinión pública dictó ya su veredicto"

Para el abogado defensor, las ruedas de reconocimiento pierden valor por la difusión de la imagen de los acusados del crimen de Fernando Báez Sosa
Para el abogado defensor, las ruedas de reconocimiento pierden valor por la difusión de la imagen de los acusados del crimen de Fernando Báez Sosa
Daniel Gallo
(0)
12 de febrero de 2020  • 19:06

El 22 de enero ingresó en el expediente el escrito que será el eje de la defensa de los ocho detenidos por el asesinato de Fernando Báez Sosa. En ese momento cuestionó el abogado Hugo Tomei el valor de las ruedas de reconocimiento que estaban por iniciarse, estableciendo en el escrito que los testigos estaban influenciados por los medios de comunicación. Incluso llegó a pedir que se dejase sin efecto esa medida procesal, algo que fue rechazado por la fiscal Verónica Zamboni. De todas maneras, esa queja inicial se repetirá mañana ante el juez de Garantías David Mancinelli en espera de que la valoración de esa prueba no sea suficiente para fundamentar el pedido de prisión preventiva. Se considera factible que esa presentación aparezca nuevamente en algún momento ante la cámara, dado que la base de la acusación es el reconocimiento de los sospechosos efectuado por testigos.

¿Podrá ser anulada la evidencia central que por ahora tiene la fiscalía?

En su escrito, el abogado de la defensa colectiva de los acusados apuntó directamente a la influencia de los medios de comunicación en este caso. "La opinión pública dictó ya su veredicto, sin posibilidad de defensa", expuso el letrado y agregó: "El caso trata sobre un acontecimiento de repercusión pública nacional. Los medios masivos de comunicación gestionan, aún hoy (por ese 22 de enero) la problemática jurídica y la conducta de todos mis defendidos promoviendo una vergonzosa e inimaginale condena social".

Los sospechosos en el momento de ser llevados a las ruedas de reconocimiento objetadas por su defensa
Los sospechosos en el momento de ser llevados a las ruedas de reconocimiento objetadas por su defensa Fuente: Archivo

Para la defensa de los acusados del asesinato en Villa Gesell, los testigos que reconocerían pocos días después a los imputados en las ruedas de identificaciones actuarían condicionados por lo observado, escuchado y leído en la prensa. A "los testigos citados les será difícil escapar en el momento de ejercer la verdad en la individualización del sujeto exhibido. El condicionamiento en ellos de manera consciente o inconsciente es absoluto y el margen de libertad requerido para decidir fue directamente anulado", argumentó Tomei al cuestionar el valor como prueba de las ruedas de reconocimiento.

En esas cuatro jornadas de identificaciones, 14 testigos observaron a los acusados mezclados entre jóvenes de similares características físicas. Al menos siete testigos habría colocado a Máximo Thomsen como agresor de Fernando, siendo el imputado con mayor cantidad de reconocimiento positivos, según indicaron fuentes judiciales. Otros seis detenidos también resultaron marcados por los testigos, con diversos niveles de participación en el mortal ataque registrado a las 4.44 del 18 de enero pasado, frente al boliche Le Brique.

El escenario del brutal asesinato de Fernando Báez Sosa
El escenario del brutal asesinato de Fernando Báez Sosa Fuente: LA NACION - Crédito: Hernán Zenteno

El valor que asignó la fiscal Zamborini a los reconocimiento es tan importante como para pedir que fuesen liberados dos de los sospechosos que no fueron identificados por los testigos en las rondas cuestionadas por el abogado defensor. Así salieron del penal de Dolores Juan Pedro Guarino y Alejo Milanesi. Lucas Pertossi tampoco había sido señalado por aquellos que dieron testimonio judicial, pero el video del ataque recuperado de su celular terminó de colocarlo, con alguna participación para la fiscal, en la escena del crimen. Los pedidos de prisión preventiva contra Luciano y Ciro Pertossi, Enzo Comelli, Matías Benicelli, Blas Cinalli y Ayrton Viollaz se sustentan, al igual que en el caso de Thomsen, en el reconocimiento de los testigos, además del cruce de mensajes entre los imputados en los minutos posteriores al ataque, especialmente el texto atribuido por los peritos informáticos de la Policía Federal a Lucas Pertossi con la tenebrosa frase:"Estoy acá cerca donde está el pibe y están todos ahí a los gritos, está la policía, llamaron a la ambulancia... caducó".

Pocos minutos después del asesinato, Lucas Pertossi y Máximo Thomsen se cambiaron de ropa y fueron a comer a un local de hamburguesas
Pocos minutos después del asesinato, Lucas Pertossi y Máximo Thomsen se cambiaron de ropa y fueron a comer a un local de hamburguesas Crédito: Captura de pantalla

Para el defensor de esos sospechosos, las ruedas de reconocimiento significaban "el intento de introducir al proceso una evidencia contaminada por la lamentable proliferación de imágenes con los rostros de los imputados y cuya prueba más acabada resulta el encendido de cualquier televisión o aparato electrónico".

Poco antes, el abogado había expuesto el eje de su queja: "La difusión pública de las imágenes de los imputados, como consecuencia de una verdadera saturación realizada por los medios masivos de comunicación (principalmente por los canales de televisión y redes sociales) ha determinado como consecuencia necesaria e inevitable, que sus rostros, al día de hoy, puedan ser reconocidos por la mayoría de los habitantes de este país y, muy especialmente por las personas involucradas en esta causa como testigos; llegando esta probabilidad a un grado máximo de certeza en este último caso".

Los imputados fueron detenidos unas seis horas después del asesinato de Fernando Báez Sosa y en su vivienda se encontraron prendas con manchas de sangre
Los imputados fueron detenidos unas seis horas después del asesinato de Fernando Báez Sosa y en su vivienda se encontraron prendas con manchas de sangre

Los argumentos de la defensa no fueron compartidos por la fiscalía, que no requiere en esa etapa de la investigación permiso alguno para llevar adelante una diligencia en busca de esclarecer el delito investigado. Sin embargo, que se hubiesen llevado adelante esas ruedas de reconocimiento no implica automáticamente que el juez de Garantías o la cámara valoren como suficiente esa prueba para sostener la acusación. Se especula que el juez Mancinelli compartirá el criterio de la fiscal Zamborini, pero la resolución de una queja en ese sentido en la cámara es por ahora una incógnita.

Más allá de esa crítica del abogado al reconocimiento de testigos -las baja calidad de las imágenes de videos en la causa no permiten el reconocimiento facial por sistemas electrónicos-, el cuerpo de Fernando entregó evidencias fundamentales que, apenas se tengan los resultados de peritajes, podrán señalar al menos a un asesino sin depender de memoria visual de un testigo. En la parte izquierda del rostro y en la espalda de Fernando quedaron dos huellas de suelas. Se analizan los calzados secuestrados en la casa de Villa Gesell ocupada por los detenidos -la marca en el rostro fue dejada por una zapatilla Cyclone, algo que fue definido por el peritaje realizado por los especialistas de la policía de Tierra del Fuego- y se realizó un estudio antropométrico de cada sospechoso. Esa prueba no estará influenciada por la difusión del caso. Será solo la huella de un asesino.

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.