Vecinos de la zona sur del conurbano advierten por el aumento de los robos

Las rejas refuerzan la seguridad de los hogares en Temperley
Las rejas refuerzan la seguridad de los hogares en Temperley Fuente: LA NACION - Crédito: Ignacio Sánchez
Ariel Festa
(0)
5 de agosto de 2020  • 22:16

Los vecinos y comerciantes de la zona sur del conurbano afirman que la inseguridad creció en sus barrios. En Temperley, los empleados de la casa de deportes Seven Sport, sufrieron tres robos durante en las últimas dos semanas. Julio, empleado de ese comercio, afirmó: "Hay mucho robo mechero. Una de las metodologías que utilizan para robarnos es pedir el calzado más caro. En el local somos cuatro personas atendiendo. Vienen cinco personas y buscan mantenernos ocupados con pedidos de productos para que alguno de ellos quede libre para meter zapatillas en las mochilas. La zona está muy picante. A la farmacia que está alado la tienen de hijo, siempre le entran a robar de caño. A los que salen del banco ubicado enfrente también".

Lorena es empleada de la Farmacia Punto de Salud, ubicada en Temperley. Los últimos dos meses desde adentro del local pudieron observar como les robaban a sus clientes apenas salían del comercio: "Esto pasa siempre. No hay horarios ni días especiales. Generalmente son dos o tres que andan en un auto, se bajan y les pegan a los clientes para robarle la plata, la cartera o lo que tengan encima".

Su compañera Leonela agregó: "Vimos cuando le robaron la bicicleta a uno de nuestros clientes, revisamos las cámaras de seguridad y los ladrones vinieron en un auto viejo, le cortaron el candado y se la llevaron. El chico entró a la farmacia y se puso a llorar. El barrio está muy complicado". Y relató: "Dos semanas atrás, le robaron la cartera a una chica cuando salió de la farmacia, le dieron un culatazo. Y el domingo pasado le pegaron a dos clientas que salían y les robaron sus celulares".

La preocupación por la inseguridad es tema de cotidiana conversación en los comercios de Temperley
La preocupación por la inseguridad es tema de cotidiana conversación en los comercios de Temperley Fuente: LA NACION - Crédito: Ignacio Sánchez

Rony es vecina del barrio de Lomas desde hace 15 años y contó su propia experiencia ante el delito: "Me sacaron tres ruedas del auto. En la puerta de mi casa me robaron dos, y en la casa de una amiga me robaron la otra. Los vecinos nos quejamos todos los días".

Los episodios se reiteran a medida que se habla con quienes transitan las calles de Temperley. Marcela es empleada en una estación de servicio y contó: "Este barrio es de mucha gente grande. Nosotros nos venimos salvando, pero acá hay muchos robos. Estamos a una cuadra del banco, hay muchas salideras. Vienen tipos en moto, uno se hace el que está en la cola esperando algo, y cuando sale la clienta del banco le roban y se van en la moto".

Por los constantes hechos de inseguridad, los vecinos del barrio de Adrogué decidieron aumentar la seguridad de sus viviendas. Mariana vive en esa zona hace 15 años, Tuvo que reforzar la entrada de su casa agregando dos rejas debido a un reciente robo que sufrió: "La situación en el barrio está muy mal. Los últimos meses de la cuarentena fueron peor aún, todo está muy inseguro. No puedo salir para nada de mi casa. Las compras las hago una vez por semana. Hace unos días en un robo le dispararon a un ciclista. Una semana antes vivimos el hecho del repartidor al que mataron. A mi me entraron en casa con una patada en la puerta. Los ladrones se querían llevar a mi nene. Todo está muy inseguro. Desde que me pasó a mi todo está igual o peor. La policía no hizo nada".

Cada vez más viviendas cuentan con su propio sistema de videocámaras
Cada vez más viviendas cuentan con su propio sistema de videocámaras Fuente: LA NACION - Crédito: Ignacio Sánchez

Pablo, otro vecino de ese barrio, siente temor cuando se mueve en las calles: "Mas que por mí, lo siento por los nenes. Yo salgo con mis hijos y veo que un ladrón le tira un tiro a otra persona sin resistirse, sin nada. Eso me pone muy mal. Nosotros pagamos una garita de seguridad, tenemos las cámaras. Tratamos de no salir de noche, y cuando lo hacemos vamos con la plata justa y sin el celular. Yo creo que la crisis económica los está llevando a esto, sumando los ladrones que largaron. Gente que nunca trabajó en su vida menos va a trabajar ahora".

Omar vive hace ocho años en Adrogué, a una cuadra de donde fue el robo a los ciclistas: "El barrio está complicado. Hace poco pedimos comida rápida, y cuando entré a buscar algo de propina para darle al delivery, el empleado estaba sin la moto. se la habían robado. Una semana atrás le quisieron robar la bicicleta a mi mujer y ella estaba con el nene chiquito. La empujaron e hicieron que el nene ponga el pie en los rayos de la rueda, de milagro se salvó de quebrarse".

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.