Coronavirus en la Argentina: quiso despedir a su padre agónico pero se lo prohibieron pese a que tenía los permisos

Claudio Parente vive en La Plata y denuncia que su padre murió sin que pudiera verlo
Claudio Parente vive en La Plata y denuncia que su padre murió sin que pudiera verlo Crédito: Facebook
(0)
13 de septiembre de 2020  • 09:04

El viernes Claudio Parente viajó por kilómetros, desde La Plata, para ver a su padre, enfermo en grave estado con demencia senil, pero no pudo. No lo dejaron. Él mismo lo contó en redes sociales. Dijo: "Estoy parado en la entrada de la ciudad de Chivilcoy, con mi papá en grave estado y no me dejan entrar, con todos los permisos tanto del Gobierno por 24 horas como el certificado de su médico. Y no me permiten entrar, hace más de 50 minutos que me tienen parado en la entrada de Chivilcoy". Horas después, el sábado por la mañana, confirmó su muerte. "Falleció mi papá recién y no me dejaron despedirme de él porque no me permitieron el ingreso a Chivilcoy con todos los permisos en regla,

El caso de llega luego de otros de su mismo tipo e incluso después de que el Gobierno habiliatra, por medio del decreto nacional que extendió la cuarentena hasta el 20 de septiembre, el acompañamiento a pacientes internados "en sus últimos días de vida". Desde que comenzó la pandemia de coronavirus, varios familiares denunciaron no haber podido ver a sus seres queridos, en otras ciudades o provincias, porque las autoridades se aferraban a las restricciones impuestas por el aislamiento obligatorio en todo el país.

"Desde que fue internado llamaba todos los días al geriátrico hasta que el médico me dijo que estaba agónico, yo quería estar con todos los papeles en regla. Hablé con el comité de crisis de la municipalidad, que me mandó certificado. Saqué los permisos y puse que tenía riesgo de vida. Cuando entro, sobre la entrada de la confitería, me ponen a un costado y me dicen que no puedo pasar y un montón de cosas que no sé.", contó Parente en diálogo con TN.

Además insistió en que tenía toda la documentación que precisaba, como lo explicitó en los varios posteos de su cuenta de Facebook en que subió las imágenes de los permisos emitidos en su nombre. "Estuve más de dos horas retenido. Fue lamentable, una cosa de locos. A mí no me quedaba tiempo. Me volví y llegando a la calle 44 de La Plata, tipo 22 horas, el intendente me llama y me dice que no sabía nada, que me mandaba un auto oficial para que volviera. Yo al otro día, 7.30, salí de nuevo para Chivilcoy y a las 830 me llama al doctor y me dice que falleció mi papá".

Tras ello Parente contó que siguió manejando hasta llegar de nuevo a la entrada de la ciudad, ubicada al norte de la provincia de Buenos Aires, y que al arriba no lo controlaron. Ni le tomaron la fiebre, ni le pidieron ningún papel. Lo dejaron pasar sin más. "En la garita había gente comiendo y riendo. Como desayunando".

"A mi papá lo vi en una sala velatoria, en un cuartito, dentro de un cajón", agregó.

Respecto de las autoridades de Chivilcoy, dijo que el intendente Guillermo Britos se comunicó con él, le dijo que tenía toda la razón, que él iba a hacerse cargo y responsable de lo ocurrido. "Yo le dije que ojalá nunca le pase".

Por último, el hombre mostró su indignación porque aseguró que desde que comenzó el brote solo viajó dos veces para ver a sus padres: "No pude cuidarlos más por estar en regla, por no querer que pasara nada. Pensé que después de lo ocurrido en Córdoba (el caso de Solange, la joven que padecía cáncer y que no pudo ver a su padre antes de morir) esto no iba a pasar más. Es una verdadera vergüenza".

Claudio Parente vive en La Plata y denuncia que su padre murió sin que pudiera verlo
Claudio Parente vive en La Plata y denuncia que su padre murió sin que pudiera verlo Crédito: Facebook

La palabra del intendente

Guillermo Britos habló tras la denuncia y admitió que fue un "grave error" de quienes están a cargo del control. "Me ofrecí pagarle el viaje, hacerme cargo, él decidió esperar a las 7 de la mañana y lamentablemente cuando llegó su padre había fallecido", afirmó.

Asimismo contó que la decisión se tomó porque en la ciudad están prohibidas las visitas en los geriátricos. "Entiendo que fue por eso. Deberían haber consultado y no consultaron. El permiso lo leyeron dos empleados, eran los que estaban en el acceso. Lo consultaron con el secretario de Salud, que le manifestó lo del geriátrico. Sí podía entrar a Chivilcoy pero no al geriátrico".

Britos aseguró además que la semana pasada el hombre sí había podido entrar a ver a su padre, que esta vez, como había otros agentes en el control, la decisión fue otra, fue no permitirle el ingreso.

"Yo me hice cargo a pesar que no sabía del error porque soy el responsable. Le pedimos disculpas. Fue una situación gravísima. Anoche hablé con toda la familia. Me puse a disposición. Quienes son los responsable por supuesto van a tener sus consecuencias. Estamos investigando y va a tener su sanción".

Conforme a los criterios de

Más información
ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.