"Pimienta" reconoció que "marcó" a Carolina Píparo por 1000 pesos

Estaba señalado como quien identificó a la embarazada que fue baleada afuera de un banco en La Plata; hoy, en su declaración, admitió la acusación
(0)
20 de agosto de 2010  • 18:30

LA PLATA.- Miguel Ángel Silva, alias "Pimienta", confesó haber actuado de ´marcador´ de Carolina Píparo y su madre en la ´salidera´ bancaria que ambas sufrieron en una sucursal del Santander Río, a cambio de cobrar 1000 pesos.

Según indicó su abogado, Roberto Ortega, le habían ofrecido ese dinero por marcar "a alguna persona que fuera a retirar una suma importante de dinero". Además, indicó que "Carolina fue elegida de casualidad" y que "nunca la vio de frente" y desvinculó del hecho al cajero del banco.

Silva explicó que en el interior de la sucursal escuchó "la conversación entre el cajero y la mujer que le decía que venía a retirar diez mil pesos porque estaba a unos tres metros de distancia".

El letrado dijo que finalmente Silva no cobró el dinero, debido a la gravedad en la que derivaron los hechos. "Es un perejil que fue contratado para esto y para que los otros no aparezcan", señaló y afirmó que su defendido está "totalmente arrepentido".

Silva, alias "Pimienta", se entregó el 11 de agosto último e iba a ser indagado el 12 de agosto pero se constató que su abogado, tenía la matrícula profesional suspendida hasta el 17 de agosto, inclusive, lo que demoró esta instancia judicial.

En tanto, las palabras del letrado de Silva a la salida de la indagatoria fueron luego corroboradas por el fiscal Marcel Romero quien señaló que Silva fue reclutado por el detenido Jordán Juárez a cambio de mil pesos.

"Le creímos la mayor parte de lo que nos dijo porque hizo apreciaciones exactas en cuanto a los tiempos y a las comunicaciones" dijo Romero.

Además agregó que Silva "coloca a Juárez en la puerta misma del banco y desvincula al cajero Pereda y a cualquier otra persona del banco e incluso dice que no conocía las ciudad de La Plata".

Por otra parte, Silva indicó que Juárez "tiene relación con la policía de todos lados" y dijo que desde su handy, que "usaba desde hace un mes" porque éste le "pagaba la cuenta, habló con policías".

"Carlos me decía este (por la policía) es de La Matanza, este de San Isidro" graficó, y cuando se lo consultó si hablaban en trato amistoso, respondió: "sí. Hablaban de coches, de negocios".

Aseguró que esa supuesta relación de Juarez con la policía le "hace temer", manifestó que mientras no estuvo detenido "un hombre se presentó en los domicilios de su ex mujer y de su ex suegra y las amenazó" y que le mandaron a decir "que no declare".

Silva explicó además que tras el hecho, Juárez le dijo que cambiara la camioneta por un auto y que lo acompañó a dos agencias en una de las cuales cerró trato.

"Pimienta" es quien aparece en las filmaciones del banco en la sucursal del Banco Santander Río a pocos pasos de Píparo, cuando ésta retiraba el dinero, el 29 de julio último. Silva, al igual que los otros seis hombres detenidos, está acusado de asociación ilícita, robo calificado por el uso de armas en concurso con tentativa de homicidio triplemente calificado y con homicidio triplemente calificado.

Las dos mujeres detenidas por este hecho, Stella Maris Grizzia y Jennifer López Leguina, están imputadas del delito de encubrimiento agravado.

El violento hecho. Carolina Píparo tras retirar el dinero de la sucursal bancaria, el 29 de julio último, subió a su automóvil junto a su madre, María Ema, rumbo a la casa de esta última, en las calles 21 y 36 de La Plata. Al llegar a esa arteria, dos jóvenes en moto interceptaron a la mujer y tras arrebatarle la cartera le efectuaron un balazo y huyeron.

Píparo, embarazada de 9 meses, fue trasladada al hospital San Roque de Gonnet, donde dio a luz por cesárea a un niño, de nombre Isidro, que falleció una semana más tarde.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.