Quieren operar en México a la argentina accidentada en Cancún antes de repatriarla

Evangelina Himitian
(0)
16 de julio de 2019  • 15:32

Celeste Cervasco, la argentina que se accidentó el domingo en la isla de Holbox, en la península de Yucatán, al caer de un primer piso, está dolorida en el sanatorio de Cancún, donde recibe calmantes y espera una resolución. Su familia está desesperada por que la carrera contra el reloj ya se cobró otro día: sólo quedan cinco días para que se la opere de la cadera y se le coloque la prótesis que necesita. Y todavía no apareció el avión sanitario que solicitan a la aseguradora para traerla de vuelta al país. Pero, ahora desde la Cancillería aseguran que la única opción no es trasladarla ahora. También se evalúa la posibilidad de que se la opere en Cancún y que luego viaje a la Argentina. Así informaron fuentes diplomáticas, que a través del consulado argentino en México están asistiendo a la familia.

Habla Daniel, el papá de la argentina accidentada en Cancún - Fuente: Canal 9

03:46
Video

"La Cancillería se encuentra abocada a tratar de encontrar la mejor alternativa para que nuestra connacional pueda acceder a la prestación médica que necesita. En ese sentido, se está asistiendo a Celeste y sus familiares para evaluar junto a los médicos si se puede acceder a una primera intervención quirúrgica en México, previa a su traslado a la república Argentina para su total recuperación, por lo que se está en contacto con la aseguradora de viaje contratada, Euro American Assistance", informa el comunicado.

La familia de Celeste todavía no se pronunció sobre esta posibilidad. Liliana, la mamá de Celeste se encuentra en el sanatorio, y son ella y su hijo menor quienes evalúan las posibilidades médicas de la joven.

Celeste tiene 27 años y llegó a México el 12 de marzo último. Es licenciada en turismo y vivió el último año en Australia, trabajando en un importante hotel. Tenía planificado volver a ese trabajo en septiembre, según contó su papá. Mientras tanto, había decidido mudarse a México, donde trabajaba en un hotel pero como no tenía un contrato de trabajo, se pagaba ella misma el seguro de salud. "Viajó con la cobertura médica de su tarjeta de crédito, pero cuando pasaron los 120 días, dejó de tener validez, por eso contrató otro seguro de la empresa Euro American. Pero la letra chica dice que sólo cubre hasta 30.000 euros y dicen que no cubren el traslado. Por eso estamos desesperados. No tenemos ese dinero que cuesta un avión sanitario. Y tampoco tenemos tiempo. Pedimos ayuda, si algún funcionario nos puede ayudar a traerla", repite Daniel.

La familia de Celeste vive en Almagro. El domingo al mediodía recibieron un llamado de Rosi, la amiga mexicana de su hija, que les contó lo que había pasado: Celeste volvió del trabajo y se dio cuenta que se había olvidado la llave. Quiso entrar al departamento, que está en el primer piso desde el balcón. Pero en plena maniobra, tropezó y cayó al vacío. Quedó en la vereda, con múltiples fracturas. La mamá y el hermano viajaron de forma inmediata para México y allí están ahora, junto a Celeste que pese a los golpes y el dolor, nunca perdió la conciencia.

Desde allí empezaron los trámites para el traslado pero se encontraron con la imposibilidad de traer a su hija al país por los montos que cubren la aseguradoras. Daniel, que trabaja haciendo fletes, mientras tanto, coordina el operativo con los funcionarios de la Cancillería.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Sociedad

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.