Algunas empresas ceden y pagan para librarse del ciberataque por ransomware