Cuatro empresas en carrera por el bajo viaducto Mitre

Ofertaron para explotar las tierras que ocupaban las vías del tren Mitre
Ofertaron para explotar las tierras que ocupaban las vías del tren Mitre Fuente: LA NACION - Crédito: Ricardo Pristupluk
(0)
24 de julio de 2019  

Mientras aún siguen las dudas entre los vecinos sobre el destino de las tierras bajo el viaducto del tren Mitre, el proceso licitatorio para otorgar la concesión de esos espacios para los próximos 30 años ya tiene cuatro empresas interesadas en el proyecto, la construcción, el mantenimiento y la explotación. Ahora, una comisión evaluadora analizará las propuestas según los diversos criterios presentados en el pliego antes de tomar una decisión.

Según fuentes oficiales, tres de esas cuatro empresas se formaron para participar de este concurso, que promueve la Agencia de Administración de Bienes del Estado (AABE), de quien dependen las tierras tendidas en los cuatro kilómetros entre las avenidas Dorrego y Congreso. De acuerdo con la apertura de sobres que se realizó días atrás, hubo tres propuestas para toda la traza presentadas por Viaducto Policultural SA, Dorrego-CMA y Sang Hak Choe. La restante, elaborada por Fogsa SA, está interesada en el espacio denominado Clubes (entre Juramento y Olleros).

Las iniciativas serán evaluadas según el proyecto urbanístico, de espacio público e integración con la ciudad, la inversión que se realizaría y el canon sugerido. La adjudicación está estimada para el 31 de agosto; la firma del contrato, para el 15 de octubre, y el fin de obra con el comienzo de la explotación, para mayo de 2022, dijeron desde la AABE.

Para la licitación, el corredor se dividió en tres tramos. En el Barrio Chino (10.508 m2 entre Congreso y Juramento), un 50% será destinado a actividades culturales y de esparcimiento y la otra mitad, a locales comerciales y de gastronomía. En el sector Clubes, se prevé un área de recreación y actividades aeróbicas de 4000 m2. La tercera zona, detrás del Hipódromo, contempla oficinas, locales gastronómicos, espacios de servicios y estacionamiento.

Durante varios meses, los vecinos del bajo viaducto integraron mesas participativas en las que se discutió el destino de las tierras. Expresaron su preocupación y plantearon dudas. Pidieron que se implementen garitas, cámaras o rejas, lugares de estacionamiento y baños para los choferes de colectivos que trabajen en la zona. También, la creación de espacios verdes públicos, bicisendas y postas aeróbicas, además de baños públicos. Pocos aceptaron el desarrollo de polos gastronómicos en los tramos Barrio Chino y Clubes.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.