Nuevos vecinos: la Jefatura de Gobierno le cambió la cara a Parque Patricios

La sede que diseñó el arquitecto Norman Foster será inaugurada hoy por Mauricio Macri; los comerciantes la ven como un beneficio más para la zona
Mauricio Giambartolomei
(0)
1 de abril de 2015  

El barrio está plagado de señales que le dan un fuerte sentido de pertenencia: pizzería El Globito, fundada en 1934, pizzas y empanadas Los Patricios y supermercado Parque Patricios son algunos de los ejemplos de una identidad conectada al fútbol y otras costumbres. Pero esa fisonomía comenzó a cambiar desde hace algunas semanas con la llegada de los primeros empleados de la nueva sede de la Jefatura del gobierno porteño, que se inaugurará hoy a las 11.

A los obreros de overol que caminan por allí se sumaron los empleados de camisa y corbata, pantalones chupines y sacos, motoqueros, efectivos de la Policía Metropolitana y agentes de tránsito ubicados en torno del edificio diseñado por el arquitecto Norman Foster, de Uspallata 3160, que albergará unos 1200 trabajadores de diferentes áreas del gobierno de la ciudad. Un cambio que, para los vecinos y comerciantes, se convirtió en un beneficio más sumado a las empresas que desembarcaron en el Distrito Tecnológico y la llegada de la línea H de subte.

"Nosotros teníamos nuestra clientela, pero ahora creció mucho más. Al mediodía se arman mesas de cinco, ocho y diez personas. Hasta hicimos una promoción de 10% de descuento para los empleados del nuevo edificio. Todos estamos laburando bien", cuenta a LA NACION Alberto Márquez, uno de los mozos de la pizzería El Globito.

A la cantidad de trabajadores que desde hace algunas semanas ocupan el edificio de Foster hay que sumarle todas aquellas personas que, directa e indirectamente, tuvieron que recaer en la zona por cuestiones laborales. "¡Sííí! Se ve muchísima más gente. A nosotros nos favoreció porque vendemos más y a toda hora. El otro día vinieron dos pibes muertos de hambre a las cinco de la tarde. Se comieron dos empanadas y se fueron", recuerda Elvira, que vende pizzas y empanadas a una cuadra de la nueva sede de gobierno.

Para ella, los cambios en la zona no sólo llegaron desde que se trasladaron los primeros empleados, sino mucho antes. "El parque estaba abandonado, oscuro y peligroso. Desde que lo arreglaron, comenzó a cambiar la gente que lo frecuenta y se puso más lindo", cuenta.

Allí, en el parque Patricios, hay un grupo de chicos que juegan al básquet y otros que pelotean en las canchas de ping-pong mientras se oyen martillazos y salen chispas de las soldaduras de las rejas del edificio, del otro lado de la calle Uspallata. Pasan mujeres y hombres haciendo running, se oyen los ladridos de los perros que lleva un paseador y los libreros de la feria de Caseros y Monteagudo comienzan a desplegar cientos de libros para la venta.

"Por acá se veía gente de overol o vestida de obrero, como yo. Ahora están todos trajeados", resume Walter Morán, que desde 1997 tiene un puesto de venta de libros a 30 metros de la entrada de la estación de subte. "Habían cambiado los habitúes del parque. Se fueron muchos vecinos y la gente que quedó... No era del todo buena. Esta vereda se había convertido en un pasillo hacia la villa 21, en el barrio conocida como «el shopping» por la droga que se vende", explica.

Entre los vecinos y comerciantes están aquellos que prefieren ser cautos y esperar que la nueva sede esté funcionando en plenitud. "Todavía no notamos un incremento de clientes. Pero en dos o tres meses puede cambiar", opina Héctor Coronel, encargado de un estacionamiento sobre la avenida Caseros. En esa cuadra, hay tres locales cerrados. "Cambiaron de dueño. Por acá se dice que van a construir edificios", arriesga Héctor.

La totalidad de la mudanza a Parque Patricios, que comenzó en febrero, culminará entre junio y julio de este año. En la nueva sede, los funcionarios y empleados municipales estarán repartidos en tres plantas, distribuidos en forma piramidal de acuerdo con las jerarquías y las relaciones entre ellos.

En el tercer piso se ubicará el jefe de gobierno y la vicejefa, Mauricio Macri y María Eugenia Vidal. También estarán allí el ministro de gobierno, Emilio Monzó; el secretario de Medios, Miguel de Godoy, y el secretario general de gobierno, Marcos Peña.

En el segundo nivel, estará el jefe de gabinete porteño, Horacio Rodríguez Larreta, su equipo y las subsecretarías que dependen de él, como las de Derechos Humanos, cuyo titular es Claudio Avruj, y Planeamiento y Control de la Gestión, comandada por Franco Moccia. La planta baja, que cuenta con dos niveles de altura, funcionará como recepción.

Características del proyecto

Costo

El edificio tuvo un costo de $ 250 millones. En principio fue diseñado para albergar el Banco Ciudad

Superficie

La nueva Jefatura tiene 38.000 metros cuadrados y responde a los parámetros de la certificación LEED (Leadership in Energy &Environmental Design o Liderazgo en Energía y Diseño Ambiental)

Diseño y obra

El estudio de arquitectura a cargo de la obra fue la firma Foster + Partners y la empresa constructora que desarrolló el proyecto fue Criba

Del editor: por qué es importante. Siempre postergado, el sur de la ciudad se beneficia con la llegada de la nueva sede de gobierno. Sus vecinos, agradecidos.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.