Un moderno paseo para reordenar a los floristas de Chacarita

Se amplió la vereda de acceso al cementerio para agrupar los puestos bajo una pérgola; se habilitará este mes
Valeria Musse
(0)
7 de abril de 2015  

En las próximas semanas quedará inaugurado el Paseo de las Flores frente al cementerio de la Chacarita. Los modernos puestos de venta funcionarán bajo una extensa pérgola metálica que rodeará la explanada central, renovada también con canteros y jardines, lo que mejorará el aspecto del acceso al peristilo de la necrópolis.

La obra, cuyo costo asciende a poco más de $ 14 millones, comenzó en octubre de 2014 y su finalización estaba prevista para fines del mes pasado, indicaron a LA NACIÓN los vendedores de flores, que dejarán sus añejos puestos por un flamante mobiliario. Sin embargo, los trabajos continúan en la zona y su inauguración se postergó algunas semanas. Se prevé para fines de este mes.

A lo largo de unos 200 metros sobre la avenida Guzmán se está edificando una pérgola techada en la que se reubicarán 14 puestos florales. Algunos canteros decorarán la vereda detrás de la imponente estructura y se mejorará el alumbrado público.

Para poder concretar el proyecto se amplió la acera frente a la entrada principal peatonal del cementerio. Se eliminó un bulevar, se extendió parte de la vereda y, en consecuencia, se rectificó el ancho de la avenida Guzmán en sentido hacia la avenida Jorge Newbery, indicaron fuentes del gobierno porteño.

"Esta obra se nos había prometido siete años atrás, cuando el gobierno de la ciudad nos quitó de la feria que teníamos en el parque Los Andes. En este tiempo nos fuimos acomodando con lonas y estructuras precarias", contó a LA NACIÓN Rubén Gilardenghi, uno de los floristas que se mudarán a la nueva construcción.

Hasta el momento no se les informó a los vendedores si deberán pagar una suma en concepto de alquiler del puesto que difiera del canon por la ocupación del espacio público que abonan, normalmente, cada seis meses.

El objetivo de la puesta en valor de la explanada y la inauguración del Paseo de las Flores es mejorar el aspecto del principal acceso a la necrópolis. Silvia, otra de las vendedoras beneficiadas, destacó: "La vereda va a quedar más linda y vamos a poder guardar las plantas bajo llave y de forma más prolija". Antes de este cambio, los puestos estaban ubicados de manera perpendicular al peristilo del cementerio, pero no había ninguna característica que los ordenara.

La mayoría de los vecinos del barrio consultados se mostró conforme con la obra. No obstante, algunos, como María Ester Ponzio, se lamentaron: "Es una pena que la fachada histórica del cementerio quede como escondida bajo esa estructura de metal tan imponente".

En tanto se aceleran los trabajos en la explanada, de manera paralela avanza la obra de puesta en valor del parque Los Andes, lindero al cementerio, que tiene un costo de $ 9 millones. Desde el gobierno porteño se informó que se incorporarán 3800 m2 de espacio verde, producto del reordenamiento del espacio que hoy se encuentra destinado a estacionamientos. Otra pérgola metálica, con plantas trepadoras, se fusionará con el paisaje de este parque.

Obra suspendida

En mayo del año pasado, la Ciudad debió frenar los trabajos para edificar un centro de transbordo en Chacarita luego de que un grupo de comuneros y vecinos presentara un recurso de amparo contra la obra que se desarrollaba en la plazoleta Voluntarios, Héroes de la Reconquista, de la avenida Corrientes entre Lacroze y Olleros.

Un año y medio antes, en noviembre de 2011, el gobierno porteño había invertido poco más de $ 1 millón para remodelar esa plaza seca con nuevos faroles y solados. "Pero de un día para otro y sin consultarnos se decidió tirar todo abajo. No sólo se violó la ley de comunas, sino que esa plaza está zonificada como urbanización parque y no se puede cambiar su destino sin una modificación en la Legislatura", explicó a LA NACIÓN Ricardo Luis Cúneo, miembro de la junta de la comuna 15 por el Frente para la Victoria.

La titular del Juzgado en lo Contencioso Administrativo N° 7, Lidia Lago, admitió la medida cautelar y ordenó la suspensión de las obras. Actualmente, en el lugar sólo quedan vestigios de baldosas removidas y la calle donde circularían los colectivos del centro de transbordo funciona como un estacionamiento.

Cúneo aclaró que no están en contra del proyecto. "Le propusimos a Dietrich [Guillermo, subsecretario de Transporte y Tránsito porteño] que se avance con la terminal en la plazoleta Voluntarios, Héroes de la Reconquista y que en su lugar se reformulen las otras dos plazoletas, entre Olleros y Jorge Newbery, para recuperar el espacio verde", indicó. Sobre esas dos plazoletas, ayer la Justicia ordenó clausurar estacionamientos existentes y destinarlas al uso público (ver aparte).

No se trata de las únicas intervenciones del gobierno porteño en la zona. A raíz de denuncias recibidas por falta de piezas en las bóvedas de la necrópolis, la Dirección General de Cementerios de la ciudad decidió instalar un cordón metálico con alambre de púa sobre el paredón que separa el predio de la avenida Guzmán.

También se intensificó el control vehicular en el egreso del lugar, con tres vigiladores privados que revisan los baúles de los automóviles de modo de prevenir el robo de objetos y el vandalismo.

MÁS leídas ahora

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.