El arte de vanguardia, cada vez más cerca de la moda

Premiaron a Dolores Zorreguieta por el video de un vestido con curitas
Premiaron a Dolores Zorreguieta por el video de un vestido con curitas
Juana Libedinsky
(0)
24 de enero de 2002  

NUEVA YORK.- Cuando Máxima Zorreguieta camine hacia el altar de la catedral de Nieuwe Kerk el próximo 2 de febrero, no todas las miradas estarán en su vestido.

Para los entendidos del mundo del arte, la expectativa quizás esté en el atuendo de su hermana Dolores, ganadora de la última edición del prestigioso premio anual de la New York Foundation for the Arts, por un video digital donde ella luce un solero... realizado íntegramente con curitas chorreadas con lo que parece sangre.

La artista, nacida en 1965 del primer matrimonio de Jorge Zorreguieta, y graduada en la Escuela Nacional de Bellas Artes Prilidiano Pueyrredón y la Universidad de Nueva York es, junto a la rosarina Nicola Costantino -famosa por sus tapados que reproducen la piel humana- parte del grupo que está tomando a la Gran Manzana por asalto : los artistas conceptuales que trabajan a partir de la ropa.

Todas las publicaciones especializadas señalan la misma tendencia: cada vez son más los objetos que lucen como vestidos y trajes, que cuelgan en las paredes de los principales museos y galerías. El 2002 asoma como un año donde la distancia entre el arte de la moda podrá volverse -literalmente- la de un hilo, a partir de exposiciones como la que se está realizando en el Metropolitan Museum de Nueva York, llamada "Moda extrema: el cuerpo transformado".

"Es una relación de ida y vuelta -asegura Carly Berwick, especialista en el tema de la revista norteamericana Art News-. Mientras la moda invade el ámbito de los museos, los artistas van a las tiendas, creando una simbiosis muy interesante, que hoy es particularmente fuerte."

Berwick, que dedicó un suplemento especial de la revista que lidera el mundo del arte a la creciente tendencia, dio gran despliegue a la labor de las dos argentinas. "Son parte del grupo internacional que aquí está a la cabeza", aseguró a LA NACION.

Según Zorreguieta, muchos artistas se han volcado al vestido como forma de expresión "porque es una muy buena metáfora para retratar distintos aspectos de la experiencia, casi una herramienta surrealista para explorar la humanidad".

"Mi trabajo se centra en las heridas causadas en una edad temprana y esa especie de negociación que mantenemos a lo largo del tiempo entre nosotros y el dolor", explicó a LA NACION después de una mañana de trabajo en su taller en Brooklyn.

Lejos del cuento de hadas de Máxima, el video digital premiado es muy duro: "Se trata de una performance donde me pongo el traje de curitas limpio para que absorba la sangre de las heridas en lo que termina siendo una sesión terapéutica -describió-. Lo interesante es que el espectador no sabe si la herida a la que me refiero es emocional, o si verdaderamente estoy hablando del abuso, la violencia y la lucha social".

Apoyo a la creación

NUEVA YORK.- La New York Foundation for the Arts (NYFA), que este año celebra su 30° aniversario, y que premió a Dolores Zorreguieta, es la principal entidad de apoyo a los artistas de Estados Unidos, con un presupuesto anual de US$ 12 millones.

Fue creada con objeto de promover la libertad de creadores individuales a través de subsidios y publicaciones, y dar a un vasto público la posibilidad de conocer los nuevos trabajos. Hoy es el responsable de manejar desde el National Dance Residency Program (programa nacional para bailarines) hasta el estudio estadístico de la vida de los artistas, en conjunto con la Universidad de Columbia. En los últimos años, la NYFA se convirtió en el ente que lidera la incorporación de nuevas tecnologías en la plástica, y, desde el 11 de septiembre, es el responsable de la millonaria iniciativa que busca reconstruir a partir del arte a la gran metrópolis.

ADEMÁS

MÁS leídas ahora

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.